StoreWindows10

No es broma, el chocolate podría desaparecer en el 2050

El aumento de las temperaturas, la falta de precipitación y el cambio en los patrones climáticos de ciertas zonas tropicales está afectando a los cultivos del cacao. Pero ¿en serio que el chocolate podría desaparecer a partir del 2050?

Carolina Morán Carolina Morán 19 Sep 2018 - 07:31 UTC
Cacao
Esto debe de ser lo más parecido a una pesadilla... ¡nos vamos a quedar sin chocolate!

El pasado jueves, 13 de septiembre, se celebró el Día Mundial del Chocolate y salió a la luz una noticia que traumatizó a más de uno: el cambio climático podría hacer desaparecer las plantaciones de cacao. O dicho de otra manera, el chocolate tiene los días contados.

Las cuentas no fallan: más temperatura, menos precipitación, igual a menos cacao

Efectivamente, según un reciente estudio, si los efectos del cambio climático se mantienen como hasta ahora podrían afectar definitivamente al cultivo y producción del cacao para el año 2050, pues el aumento de las temperaturas -concretamente de 2,1ºC en las zonas tropicales- y la falta de precipitaciones, incrementarán la evapotranspiración del suelo y las plantas, impidiendo que los árboles de cacao crezcan de manera adecuada y se reduzca, de manera drástica, su área de cultivo. Aunque la clave no reside en el aumento térmico, sino en la falta y pérdida de humedad.

Es por ello que, para evitar tal tragedia -sí, tragedia-, se planteen diferentes alternativas y estrategias de adaptación, ya que tal estudio afirmó que el cambio climático afectaría a la siguiente generación de plantas de cacao y no a la actual, teniendo tiempo todavía para la adaptación. Una de las opciones más animadas es la de plantar árboles más altos en las selvas tropicales, pues proporcionarían más sombra a los árboles de cacao, lo que disminuiría la temperatura ambiente, evitaría la evapotranspiración y los protegería del viento.

Otra opción menos aplaudida sería la de aumentar en altura los cultivos de cacao, y es que según el IPCC, el aumento de las temperaturas empujará -inevitablemente- los cultivos hacia arriba, pasando -en ciertos puntos de África- de los 100/250 m de altitud óptima a los 450/500 m sobre el nivel del mar; con la consiguiente explotación del terreno. Y otra opción menos natural pero más probable sería la de modificar genéticamente las semillas de cacao para que tengan una mayor resistencia a la sequía y a las temperaturas más elevadas. Cosa que ya se hace a día de hoy de manera industrial, pues se han creado diferentes variedades de chocolate con mucho menos azúcar.

El chocolate es uno de los alimentos más consumidos y amados del mundo, pero podría tener los días contados. ¿El culpable? El cambio climático…
El chocolate es uno de los alimentos más consumidos y amados del mundo, pero podría tener los días contados. ¿El culpable? El cambio climático…

Otros alimentos en peligro por el cambio climático

Por si no tuviéramos poco, se han descubierto otros productos que estarían en peligro debido al cambio climático, y es que la alteración del clima hará que, en las próximas décadas, las temperaturas sean más elevadas y las sequías más severas, lo que hará que muchos cultivos se vean comprometidos.

Las patatas son uno de los productos que, si llegaran a desaparecer, generarían grandes pesares. Aunque en esta ocasión, un cambio en su clima habitual generaría una dicotomía: por un lado, el aumento de la concentración de CO2 en la atmósfera incrementaría su fotosíntesis y, por consiguiente, su crecimiento; y, por otro, el aumento de las temperaturas y la falta de precipitaciones hará que se reduzca su área de crecimiento. Junto a ellas, el maíz es otro de los cultivos que se está viendo afectado, pues ya ha reducido su producción en un 3,8%.

Aunque el que, sin duda, generaría una gran polémica -más si cabe que la del chocolate- sería el café, y es que, según un estudio, si las temperaturas del planeta continúan en aumento, el 70% de la producción mundial de café se verá afectada irremediablemente, pues las temperaturas máximas anuales que podría soportar serían de 24º C -y, además de alcanzarse, se superarán, efectivamente-.

Publicidad