tiempo.com

Nueva irrupción polvo africano cargado con material particulado

Una nueva irrupción de polvo va afectar a amplias zonas de la Península y Baleares cargado de micro partículas, PM10 y PM2,5, que afectarán a la calidad del aire que respiramos y a la salud

Una baja situada al norte de Marruecos está generado una nueva entrada de polvo africano desde el Sahara

Después de varias entradas de polvo durante el inicio de este año de 2021, algunas de las cuales han llegado incluso al sur de los países escandinavos, tenemos otra nueva irrupción venida del norte de África y del Sahara profundo.

Ya ayer, 1 de marzo, llegaba la primera entrada de polvo mineral que cubría el sureste peninsular y Baleares. La calidad del aire bajó en ciertas zonas y el cielo se vio turbio. Las lluvias de barro se vieron en algunas zonas peninsulares.

La entrada más significativa se producía a finales de ayer lunes, 1 de marzo, y se va a acentuar a partir de hoy 2 de marzo y mañana 3, miércoles.

Irrupción de polvo africano para loa próximos días. BSC

¿Qué son los materiales PM10 y PM2,5 y cuáles son sus impactos en la salud?

El polvo sahariano viene cargado de diferentes tipos y tamaños de particular, desde material arenoso fino, silicatos, esporas, etc.

Gran parte de este material tiene partículas microscópicas del tamaño de 10 micras, que se le llaman material particulado PM10 e, incluso, de menor tamaño del orden de menos de 2,5 micras, llamado genéricamente PM2,5. Son partículas cuyos diámetros son a veces 100 veces más pequeñas que el cabello humano.

El material particulado PM10 y PM2,5 son relativamente muy pequeños y dañinos para la salud .

Además de su origen natural, como el asociado a las irrupciones de polvo en suspensión, existe otra fuente de origen causado por el hombre en las grandes ciudades y asociados a la contaminación por el transporte urbano (coches, autobuses, camiones, etc.) especialmente ligados al material PM2,5.

Posiblemente, esta irrupción no sea una de las más intensas, pero es extensa, persistente y puede estar muy próxima a la superficie terrestre, haciéndola potencialmente más "dañina"

Los efectos son claros en las irrupciones o aumento del material particulado, PM10 y PM2,5, ya que son partículas muy pequeñas que disminuyen la calidad del aire y tienen efectos sobre nuestra salud al penetrar por nuestras vías respiratorias

Las irrupciones de polvo africano van cargadas de material particulado que pueden causar problemas en la salud especialmente en niños, personas de edad avanzada y aquellos que tienen problemas respiratorios y cardiovasculares.

Valores que superen los 50 μm/m3 en material particulado PM10 constituyen un umbral a considerar para problemas para la salud, especialmente cuando estos valores se mantienen durante al menos 24 h. Lo mismo podría ocurrir para material PM2,5: los valores de 25 μg/m3 en 24 h podría generar problemas para la salud.

Imágenes de material particulado PM10 y PM2,5 para el 3 de marzo de 2021 a las 12 UTC. CAMS Copernicus

Con esta entrada, los cielos se verán muy turbios y la calima hará acto de presencia. Durante estos días las concentraciones en superficie podrían estar entre los 50 μg/m3 – 100 μg/m3 (de material particulado asociado al polvo sahariano) a finales del lunes 1 de marzo, para mantenerse y aumentar puntualmente entre los 200 y 500 μg/m3 en los próximos días, 2 y 3.

El polvo en suspensión, la calima y aire turbio podría permanecer con nosotros algunos días más de esta semana, jueves y viernes, 4 y 5 de marzo, remitiendo el fin de semana. En algunas zonas del sur, centro y este se podrían superar los 50 μg/m3 (umbral para el material particulado de tipo PM10) durante dos e, incluso, tres días consecutivos.

Nota: la parte positiva del polvo sahariano

Según la OMM, los depósitos de polvo en la superficie son una fuente de micronutrientes tanto para el ecosistema continental como marino. Se cree que el polvo del Sáhara fertiliza el bosque lluvioso del Amazonas y es sabido que el hierro y el fósforo que el polvo transporta benefician la producción de biomasa marina en partes de los océanos en las que hay escasez de estos elementos. Sin embargo, el polvo tiene muchos efectos negativos en la agricultura, como la reducción del rendimiento de los cultivos al enterrar los plantones, la pérdida de tejido vegetal, la reducción de la actividad fotosintética y el incremento de la erosión del suelo.

Esta entrada se publicó en Actualidad en 02 Mar 2021 por Francisco Martín León