Arena, polvo y nieve en el Sahara

La misión Copernicus Sentinel-2 ha capturado raras nevadas en el noroeste de Argelia, en el borde del desierto del Sahara.

Parte del Sahara estaba cubierto de nieve el 7 de enero de 2018, a pesar de que el desierto a veces es uno de los lugares más calientes de la Tierra.

Según los informes, la nieve tenía hasta 40 cm de espesor en algunos lugares. Aunque las temperaturas caen en picado durante la noche, las nevadas son muy inusuales en el Sahara porque el aire es muy seco. Es solo la tercera vez en casi 40 años que esta parte del desierto ha visto nieve.

Arena, Polvo Y Nieve En El Sahara

La mayor parte de la nieve se había derretido para el final del día siguiente, pero afortunadamente el satélite Sentinel-2A estaba en el lugar correcto en el momento adecuado para grabar este raro evento desde el espacio. La imagen fue adquirida el 8 de enero.

Mientras que la nieve es común en las montañas del Alto Atlas, la imagen muestra que, inusualmente, la nieve cayó sobre la Cordillera del Atlas del Sahara inferior. La imagen está dominada por las dunas de color marrón anaranjado y las montañas cubiertas de nieve.

https://youtu.be/bSsGgA1WevU

La ciudad de El Baydah se puede ver hacia la parte inferior izquierda. Al este de El Baydah, un bosque cultivado es visible como un rectángulo rojo. La imagen, que se ha procesado para mostrar la vegetación en rojo, muestra que hay muy poca flora en la región.

Los dos satélites Copernicus Sentinel-2 llevan cada uno una cámara de alta resolución que representa la superficie de la Tierra en 13 bandas espectrales. La misión se utiliza en gran medida para rastrear los cambios en la tierra y la vegetación de la Tierra, tan útil para monitorear la desertificación

ESA www.esa.int
Esta entrada se publicó en Noticias en 12 Ene 2018 por Francisco Martín León