Los teléfonos móviles y los rayos: ¿una relación fatal?

RAM. Palabras clave: teléfono, móvil, celular, rayo, pararrayo, tormenta. Artículo de agosto de 2007. Recuperado en mayo de 2013 sin modificar.

Colaboración Francisco Martín Colaboración Francisco Martín 06 May 2013 - 18:20 UTC
Los Teléfonos Móviles Y Los Rayos: ¿una Relación Fatal?

El pasado 19 de agosto de 2007 una mujer de nacionalidad portuguesa falleció como consecuencia del impacto de un rayo en la tienda donde dormía en un camping catalán de Castelldefels (Baix Llobregat). La tienda estaba rodeada por pinos de gran envergadura y la zona del camping estaba protegida por tres pararrayos.

Los acontecimientos ocurrieron alrededor de las siete de la mañana del día señalado en el camping Estrella de Mar, cuando la actividad tormentosa era muy elevada en la zona, ver figura 1 y 2.

Figura 1. Mapa de rayos (esféricas) durante todo el día 19 de agosto de 2009. Fuente, Wetterzentrale.

Según las noticias recogidas en los medios de comunicación, la mujer falleció como consecuencia de una descarga eléctrica y, supuestamente, favorecida por la presencia de un teléfono móvil que tenía debajo de la almohada. El marido, que se encontraba cerca de ella, sufrió quemaduras en una pierna. La tienda de campaña quedó intacta a pesar del rayo. No hay referencias de qué tipo de tienda fue la afectada.

Figura 2. Imagen IR10.8 del satélite europeo MSG de las 06 UTC (08 hora local), una hora después del desgraciado acontecimiento. Se observan tormentas en el noreste peninsular. Fuente EUMETSAT-Univ. de Dundee.

¿ATRAEN LOS TELÉFONOS INALÁMBRICOS Y MÓVILES A LOS RAYOS?

Durante las tormentas de gran desarrollo vertical, las nubes se cargan eléctricamente: la parte superior lo hace positivamente y la parte inferior negativamente, en términos generales. Se forma el llamado dipolo directo o normal, ver figura 3. El suelo se carga por inducción con cargas del signo contrario al de la carga de la base de la nube, en este caso aparecen cargas de signo positivo.

El rayo nube-tierra aparece cuando la diferencia de potencial es muy elevada entre la base de la nube, cargado negativamente, y el suelo, cargado positivamente. Los rayos tienden a contactar con el suelo por el camino de mínima resistencia. A grosso modo, los pararrayos tienden a ionizar el aire circundante y se sitúan en zonas elevadas. De esta forma, se pretende a generar una zona de mínima resistencia para que impacte el rayo en la parte superior metálica del sistema.

También, árboles elevados, zonas puntiagudas que sobresalen del terreno circundante, e incluso jugadores de golf, pescadores, montañeros con elementos metálicos son zonas o lugares más propensos para recibir una descarga eléctrica.

Pero, ¿y los teléfonos móviles, atraen a los rayos?

Figura 3. Modelo conceptual simple de una nube tormentosa cargada eléctricamente. “+” y “-” representan zonas cargadas positiva y negativamente, respectivamente. El suelo, por inducción, se carga de signo opuesto al de la base de la nube, en este caso positivamente. Fuente, COMET.

MÓVILES Y RAYOS: ¿ATRACCIÓN FATAL?: UNA RECOMENDACIÓN LÓGICA

¿Atraen los teléfonos móviles a los rayos? La respuesta no es evidente y sencilla. Al tratar de responder a esta cuestión encontraremos al final una recomendación mucho más lógica y evidente.

Los partidarios del NO

Algunos científicos apuntan que definitivamente los teléfonos móviles no atraen a los rayos. Otra cosa puede ocurrir con los inalámbricos caseros conectados a una base telefónica con cables físicos que sí pueden favorecen la propagación del rayo por la línea y que impacta en las cercanías.

Así lo señala la NOAA en su página dedicada a rayos, donde se señala que los dispositivos electrónicos cableados, juegos de ordenador y teléfonos fijos son potencialmente peligrosos. A la vez, se apunta que no hay un lugar seguro al 100 %. El mejor consejo es: reducir las probabilidades de que te alcance un rayo, poniéndose bajo resguardo en una casa o, si no fuera posible, en el interior de un coche.

“Los móviles celulares, pequeños adornos de metal, joyas, etc., no atraen a los rayos.... Los rayos tienden a caer en objetos relativamente más altos,” afirma John Jensenius, experto en rayos de la NOAA y National Weather Service. “Las gentes son alcanzadas porque están en el lugar y el momento incorrecto. El lugar incorrecto es cualquier zona del exterior. El momento incorrecto es cualquier instante donde existan tormentas en las cercanías.” Este experto aconseja no estar en el exterior o no hacer actividades al aire libre del alto riesgo cuando hay tormentas, con o sin teléfono móvil.

Pero otros científicos opinan lo contrario

La gente no debería usar móviles durante las tormentas en el exterior y en campo abierto, ya que el riesgo de ser alcanzado por un rayo aumenta, según afirmaron doctores ingleses el pasado año, después de analizar diversos casos y en particular el de una niña de 15 años que fue alcanzada por un rayo cuando paseaba en un parque de Londres cuando había muchas tormentas.

"Este fenómeno raro es un tema de salud pública y la educación sobre el tema se hace necesaria al enfatizar el riesgo de usar móviles en el exterior de las casas durante las tormentas y previendo consecuencias fatales o heridas de gravedad causadas por los rayos" dijo Swinda Esprit, doctora del Northwick Park Hospital de Inglaterra.

Esprit y otros doctores lo afirmaron en una publicación de la revista British Medical Journal: cuando alguien es golpeado por un rayo la alta resistencia de la piel hace que el rayo sea conducido por el cuerpo en lo que se conoce como flashover.

Pero si un objeto metálico, tal y como un teléfono móvil, está en contacto con la piel, la descarga se favorece y se incrementan los efectos más dañinos e incluso la muerte. Se han detectado casos de muertes por rayos de gentes utilizando móviles en diversos puntos del planeta tales como en China, Corea del Sur y Malasia.

Aún más,"The Australian Lightning Protection Standard recomienda que los objetos metálicos, como collares, móviles, no deberían ser usados o llevados puestos en el exterior durante episodios de gran actividad tormentosa," añadió Esprit.

Los detractores de estas ideas argumentan que los móviles actuales están formados por una escasa cantidad de metal y, que si la teoría fuera cierta, habría muchos más muertos actualmente alcanzados por rayos que hace unas décadas por el masivo uso de estos teléfonos.

Vladimir Rakov, experto en rayos de la Universidad de Florida, comenta que estas ideas de los dotores no son realistas y están fuera de lugar. "No creo que tener un móvil en tu bolsillo aumente la posibilidad de que un rayo te alcance," afirmó Rakov en LiveScience.

El mejor consejo, dice Rakov, sería: "no realizar actividades al aire libre cuando haya tormentas, independientemente de si llevas o no un móvil." Creemos que es la mejor recomendación y la más sensata para personas que realizan actividades al aire libre.

Pero se puede “dar la vuelta a la tortilla” y usar un móvil como un chivato de la proximidad de tormentas.

UN TELÉFONO AVISADOR DE TORMENTAS: NOKIA DESARROLLA UN TELÉFONO MÓVIL QUE AVISA DE LA PRESENCIA DE RAYOS

Figura 4. Nokia desarrolla un programa para móviles que avisa de la proximidad de descargas eléctricas.

Los científicos de Nokia han desarrollado un software que transforma un teléfono móvil en un receptor de señales y avisa al usuario de la aproximación de rayos, figura 4. Básicamente, una descarga eléctrica es una corriente subida de energía que libera y emite ondas de radio. Cada descarga es una fuente emisora de ondas electromagnéticas a frecuencias que van desde los 10 hertz a 5 gigahertz. Sin embargo la distribución de estas señales depende de cuan lejos este el rayo. La detección de estas señales ocurre cuando escuchamos los chasquidos de las tormentas en una radio convencional.

Según los científicos de Nokia, los receptores múltiples de un teléfono tales como Bluetooth, FM, tri-band GSM, Wi-Fi y RFID, pueden ser sintonizados y ajustados para recoger estas señales atmosféricas. Los programas desarrollados permiten analizar las señales tormentosas, averiguar la distancia y avisar al usuario si la tormenta se acerca o no. Muchos usuarios de actividades al aire libre como golfistas, pescadores, montañeros, excursionistas, etc., pueden verse beneficiados por este avance y así evitar situaciones de alto riesgo.

Esta entrada se publicó en Reportajes y está etiquetada con tormenta, rayo, muerte, Teléfono móvil, Atracción, en 06 May 2013 por Francisco Martín León
Publicidad