Tromba de agua y granizo en Salobreña (Granada)

Tromba de agua y granizo en Salobreña (Granada)14 de noviembre de 2005 Pedro C. Fernández [email protected] en Gestión de Riesgos MedioambientalesPalabras claves. Tormenta severa, radar...

Colaboraciones de la RAM Colaboraciones de la RAM 02 Ene 2006 - 04:18 UTC
Tromba De Agua Y Granizo En Salobreña (Granada)
Tromba de agua y granizo en Salobreña (Granada)14 de noviembre de 2005 Pedro C. Fernández [email protected] en Gestión de Riesgos MedioambientalesPalabras claves. Tormenta severa, radar, inestabilidad, lluvia intensa, granizo, rayos, borrasca fría.ResumenEntre las 20:40 y las 21:00 horas (hora local) de la noche del pasado 14 de noviembre, una fuerte tormenta formada sobre la localidad costero-granadina de Salobreña, dejó una espectacular tromba de agua y granizo en un corto espacio de tiempo. Las precipitaciones fueron muy fuertes, cayendo en tan sólo unos minutos, provocando enormes avenidas de agua por las calles de la ciudad con la inundación de locales y viviendas bajas, y enormes dificultades en la conducción, con vehículos averiados por la ciudad al pararse los motores por el nivel alcanzado por las aguas en algunos puntos.Objeto y estructura del artículoEl objeto de este artículo es múltiple y se resume en los siguientes puntos:
- Describir la situación sinóptica reinante en las horas previas a la formación de la tormenta responsable de los hechos recogidos en el apartado anterior, mediante diversas salidas de modelos meteorológicos.- Analizar la tormenta (análisis mesoescalar y a escala de la tormenta) en sí misma mediante imágenes del radar de Málaga y del de Almería, e imágenes del satélite Meteosat.- Describir el desarrollo de los hechos (se incluye una galería fotográfica con 17 instantáneas, y 3 vídeos).- Analizar la fenomenología asociada a la tormenta a través de las gráficas recogidas por la estación automática privada Davis Vantage Pro localizada en la zona de urbanizaciones de playa de Salobreña (Granada), a unos 50 metros de la playa.- Finalizar con un apartado dedicado a conclusiones.
Análisis sinópticoFig 1. Mapa isobárico para las 00UTC © MetOffice-Wetterzentrale.Fig 2. Campo de geopotencial e isotermas al nivel de 500 hPa para las 18UTC © NOAA.Fig 3. Campo de vientos a 300 hPa para las 18UTC © SFSU/Meteorology. Velocidad expresada en knots.Fig 4. Campo de vientos e isotermas al nivel de 850 hPa para las 18UTC © NOAA.Fig 5. Radiosondeo (diagrama de Stüve) para Gibraltar, 12UTC.El mapa con la distribución de los valores para el índice de estabilidad LI (ver figura6), muestra que dichos valores no son muy bajos en la zona afectada. Es necesario recordar que cuanto más bajo es dicho valor, más riesgo existe de que se produzcan fenómenos convectivos en la zona. El CAPE da un valor bajo pero inestable. El índice Total de Totales, TOTL, del sondeo es muy alto, típico de la presencia de aire frío en altura.Los niveles de formación de las bases de las nubes por ascenso ideal de la burbuja (LFCT y LFCV) también son bajos como corresponde a un sondeo relativamente húmedo, alrededor de los 890 hPa.Fig 6. Índice LI a nivel superficial, valor medio 12UTC – 18UTC © NOAA – CIRES.Las dos zonas más significativas de inestabilidad, según el LI, se encuentran en el Mediterráneo con valores muy negativos y otra zona asociada al seno depresionario de la baja en todos los niveles que se extiende desde el oeste de Portugal hasta la embocadura del Golf de Cádiz con valores próximos a cero. Una lengua de esta zona de inestabilidad se extendería hacia el mar de Alborán a medida que la borrasca fría se desplazaba hacia el este.Análisis mesoescalar y a escala de la tormentaFig 7. Animación de imágenes IR del Meteosat. © Wetterzentrale. VerFig 9. Imagen del radar de Málaga (PPI), 19:20UTC.Fig 10. Mapa generado con Google-EarthLa tormenta llega a mostrar reflectividades superiores a los 50 dBZ a la vez que se queda estacionaria sobre la zona de la vega de Motril – Salobreña. Por los datos finales de precipitación, la parte más activa de la tormenta afectó en mayor medida a Salobreña.Nota: fuentes consultadas nos indican que las imágenes de radar en modo Doppler (no presentadas en este trabajo) no hacen pensar que la estructura tormentosa fuese una supercélula, al menos en el momento de afectar a Salobreña y Motril.Fig 11. Actividad eléctrica a nivel europeo del día 14. Copyright © 2002-2004 by Bernhard Oker.Fig 12. Densidad de rayos a nivel europeo del día 14. Copyright © 2002-2004 by Bernhard Oker.Despreciando la intensa actividad registrada en torno a las Islas Baleares, ésta también es muy intensa en todo el tercio sur de la Península, destacando la zona del Estrecho de Gibraltar y, en general, todo el litoral mediterráneo andaluz.Desarrollo de los hechosLa actividad eléctrica ya se estaba dejando sentir sobre las 19:30 horas, hacia el SW de Salobreña, pero aún muy lejana. La observación de tal actividad fue fortuíta.Foto 5.Foto 10.Foto 15.Hacia las 20:20 horas, la actividad eléctrica era bastante intensa, con descargas cada 4 o 5 segundos y el viento viraba de forma repentina para soplar del SW, adquiriendo gran velocidad en pocos segundos, a la vez que la lluvia comenzaba a caer con intensidad con la misma rapidez. De esta forma es imposible seguir tomando fotografías y se decide recoger el equipo para ir en busca de la cámara de vídeo y del coche.El fruto de la salida a la caza de la tormenta con el coche, da como resultado el siguiente vídeo, tomado entre las 20:30 y las 20:45 horas:Vídeo 1. (15 Mb)ftp://ftp.meteored.com/video1RAM.wmvEn el vídeo se puede apreciar la llegada de la zona más activa de la tormenta, comenzando a caer una fortísima tromba de agua y granizo que, según va avanzando el vídeo, cae en mayor proporción y con mayor tamaño. Se teme por la integridad del vehículo y el ruido en el interior se hace ensordecedor. La precipitación es tan intensa que el limpiaparabrisas no da abasto. Pronto el granizo cubre la calzada, dificultando enormemente la conducción y cubriendo todo de blanco. Se decide volver al garage para poner a salvo el vehículo.Foto 17.Es necesario organizarse para evitar la entrada del agua en algunas viviendas. Se hace imposible el seguimiento por la rapidez con la que se suceden los acontecimientos. El ruido en el interior de la vivienda es aterrador.Se producen varios intervalos en los que la precipitación parece cesar, pero arrecia enseguida para, finalmente, amainar definitivamente hacia las 21:20 horas. Se sigue con las labores de limpieza en las viviendas.Hacia las 22:15, se recibe la llamada del forero “Ladesadeso”, vecino de la zona, comentando que la parte baja de Salobreña se encuentra colapsada por el agua, por lo que se decide coger de nuevo el vehículo y la cámara de vídeo, y comprobar in situ la situación en la zona:Vídeo 2. (55 Mb)ftp://ftp.meteored.com/video2RAM.mpgA pesar de haber transcurrido una hora desde que la precipitación amaina hasta que se decide salir a recorrer la parte baja de la ciudad; la situación es muy complicada, con muchas zonas inundadas, incluyendo buena parte del Paseo Marítimo. Algunos vehículos quedan inmovilizados por avería debido a la entrada de agua en el motor. El paisaje está cubierto por un manto blanco de hielo que llega a permanecer hasta 2 días en algunas zonas sin derretirse, con acumulaciones de 15 a 20 cms.Vídeo 3. ( 43 Mb)ftp://ftp.meteored.com/video3RAM.mpgAnálisis de la fenomenología asociada a la tormentaGráfica 1. Presentación de presión, temperatura, y velocidad máxima del viento.De esta gráfica se extraen interesantes datos. Considerando en primer lugar la evolución de la presión, es posible observar cómo, en los instantes previos a la tormenta se produce un ligero descenso de este valor (-0,4 hPa) y que, cuando la tormenta llega y descarga con toda su furia, el valor se dispara, con un aumento total de +2,9 hPa.La temperatura es otro parámetro cuya evolución se hace igualmente interesante al producirse una caída de 4,9ºC durante la tormenta, bajando hasta los 7,4ºC, un valor realmente bajo para una localidad costera andaluza.Gráfica 2. Presentación de la cantidad e intensidad de la lluvia, y la dirección del viento.Respecto al viento, es posible observar cómo en los momentos previos a la tormenta se produce un giro desde el E hacia el NE, justamente fluyendo el viento en dirección a la tormenta. En el momento que ésta alcanza a Salobreña, se produce un giro brusco hacia el SW y WSW, jústamente desde donde llegó la tormenta. Mientras ésta se iba retirando hacia Motril y el N de Almería, el viento iba girando a NW, y luego a NE, a la vez que su velocidad decrecía brúscamente.La cantidad de lluvia recogida durante la tormenta fue de 26,2 mm., habiendo que considerar dos factores importantes que falsearon la medida: por un lado el fuerte viento, y por otro lado la importante presencia de granizo, que rebota en las paredes de plástico del pluviómetro automático de la Davis. Los granizos alcanzaron un tamaño de 25 mm de diámetro y en algunos momentos eran predominantes sobre la precipitación en forma líquida. Se estima que la pérdida de precipitación por error de lectura pudo ser muy importante.Tal cantidad de lluvia se recogió en un periodo de tiempo muy corto. Tanto es así que la intensidad máxima de lluvia detectada por la estación fue de 457,2 mm/h constituyendo un dato descomunal y perfectamente indicativo de cómo se produjo esa precipitación. Efectivamente, no era una lluvia común; es como si se tiraran auténticos cubos de agua y granizo sobre la ciudad.ConclusionesLa tormenta que se produjo durante la noche del 14 de noviembre presentó unas características que la hacen ser digna de recibir el adjetivo de severa, tanto por los vientos producidos, como por la intensidad y forma de la precipitación, dejando a esta localidad granadino-costera completamente cubierta de una capa blanca de granizo, de unos 10 – 15 cms de espesor (mucho mayor en algunos lugares) y muchas de las calles de la zona baja completamente anegadas, con el río Guadalfeo pasando de estar seco a llevar una apreciable avenida en solo 1 hora.La estructura de la tormenta no parece haber sido identificada como supercelular, aunque las reflectividades mostradas por los radares de Málaga y Almería fueran muy elevadas y la configurasen como una única célula convectiva.Por otra parte, tal tormenta también podría adjetivarse como inusual por presentar una virulencia poco habitual en la zona, aunque no excepcional, ya que algunos vecinos recuerdan una tormenta similar en los años 70, aunque no en Salobreña sino en un pueblecito muy cercano (Lobres, a unos 3 kms. de Salobreña, hacia el interior) con una bestial granizada que acumuló espesores incluso de 1 metro. Esto no se ha podido verificar, confiando en la palabra de los vecinos consultados.Agradecimientos. A Antonio Manuel Iglesias (Deily), por la edición de los vídeos que acompañan este reportaje.

Esta entrada se publicó en Reportajes en 02 Ene 2006 por Francisco Martín León
Publicidad