tiempo.com

Picos colosales: ¿por qué los Andes tienen volcanes y el Himalaya no?

A pesar de sus similitudes físicas a simple vista, no todas las grandes cordilleras se han desarrollado mediante los mismos procesos. Algunas de las montañas más colosales de la Tierra han requerido la lava de un volcán. Muchas otras no.

Los Andes ocupan una superficie aproximada de 2.870.000 km².

Estas gigantescas cordilleras montañosas están formadas por una serie de montañas concatenadas y extendidas, tanto en anchura como en elevación, por todo el mundo, incluso también en los océanos. Suelen tener laderas inclinadas, crestas afiladas y una elevación del terreno que resalta sobre los demás.

A pesar de que todas las cordilleras montañosas más altas del planeta se forman mediante la interacción de las placas tectónicas, sus principales diferencias residen en la forma en la que estas placas interactúan, alguna veces, cuando chocan, solo construyen grandes montañas y otras veces también generan volcanes.

Uno de los principales ejemplos son el Himalaya y los Andes, ambas entre el top 10 mundial de las cadenas montañosas más grandes del mundo, y con una formación totalmente distinta, según explica un artículo de Discover.

El Himalaya

La cordillera más alta de la Tierra está situada en el continente asiático, posee una longitud de 2400 km y una anchura de más de 200 km, extendiéndose por varios países. Y lo más llamativo, contiene los picos más elevados del mundo con una altitud de hasta 8849 metros en el coloso Everest.

Este gigante de la naturaleza se formó tras la colisión de las placas continentales Índica y Euroasiática hace alrededor de 70 millones de años. La colisión de ambas placas ocasionó que la corteza se plegara en una amplia región, dando lugar al apilamiento de rocas, una encima de otra, hasta la formación de las grandes montañas que hoy conocemos.

Himalaya ocupa una superficie de 595.000 km².

Estas elevaciones aún no han llegado a su fin, el continuo movimiento de las placas tectónicas en la zona, a parte de formar los terremotos más intensos del planeta, está incremento día a día, y milímetro a milímetro, el crecimiento del Himalaya.

Los Andes

Los Andes, al igual que el Himalaya, es una de las cadenas montañosas más grandes del planeta. Ambas conforman una gran extensión de cordilleras, incluso esta es algo más larga en cuanto a longitud de refiere respecto al Himalaya, pero no está formada por el choque de dos placas continentales.

En este caso, la placa del continente sudamericano está interactuando con la oceánica, más densa y mucho más delgada que una continental. Esto provoca que, al chocar, en vez de romperse y ascender como hacían las dos continentales, la oceánica se subduce bajo continental.

La placa tectónica oceánico se subduce debajo de la continental. Fuente: Instituto Geológico, minero y metalúrgico peruano.

Esta placa se hunde hacia el manto superior, donde se funde y da lugar al magma. Posteriormente, el magma asciende por las fisuras y luego es expulsado hacia la superficie en forma de erupción, creando los miles de volcanes que forman los Andes desde Colombia hasta Tierra del Fuego.

Aunque aún quedan más procesos de formación de montañas, a rasgos generales las principales grandes cadenas montañosas del mundo se forman a partir de estas colisiones tectónicas, dando lugar a majestuosas montañas no volcánicas, como el Himalaya y a otras menos elevadas pero altamente volcánicas, como los Andes.