tiempo.com

¿Realmente la borrasca Miguel sufrió una ciclogénesis explosiva?

Para responder a esta pregunta es necesario analizar las caídas de presión observadas o estimadas en el centro de la borrasca en su proceso de profundización

Imagen infrarroja realzada de la borrasca Miguel a las 12 UTC del 6 de junio de 2019 junto con el mapa de presión en superficie del modelo HRES-ECMWF en línea negra. EUMETRAIN
Imagen infrarroja realzada de la borrasca Miguel a las 12 UTC del 6 de junio de 2019 junto con el mapa de presión en superficie del modelo HRES-ECMWF en línea negra. EUMETRAIN

Los días 5, 6 y 7 de junio de 2019 una rara (por la época del año: junio) y profunda borrasca afectó a la península Ibérica y zonas del oeste de Francia. AEMET la bautizó con el nombre de Miguel.

Rápidamente los medios y redes sociales hablaban que la borrasca Miguel iba a sufrir un proceso de profundización muy rápida. Si las caídas de presión en el centro de la baja fueran del orden de 20 hPa/24 h, entonces la borrasca Miguel sufriría una ciclogénesis explosiva. Hecho muy llamativo y raro en estas latitudes y en esta época del año: después de la llegada del verano climatológico, cuando estas bajas y sus profundizaciones se dan en los meses fríos en medio del Atlántico.

Miguel se dirigió posteriormente hacia Francia dejando fuertes e históricas rachas de viento en la cara atlántica del país galo.

Con los datos previstos en superficie de la baja por los modelos numéricos, en especial por el modelo HRES-ECMWF, todo parecía indicar que se estaba bajo un proceso de ciclogénesis explosiva sobre la borrasca Miguel. Pero es, en ultima instancia, los datos observados de superficie, los que nos conformarán, o no, si Miguel realmente sufrió dicho proceso de “explosividad” en sus caídas de presión central.


Datos observados o estimados y criterios usados

Los datos de superficie, preliminares y a falta de un estudio más detallado, son tomados de los análisis objetivos realizados por el portal Meteocentre.com. Dicho portal libera mapas y datos horarios de superficie para la zona del Atlántico Norte y Europa. Los análisis objetivos se realizan de forma automática con mapas isobáricos dibujados de 4 en 4 hPa cada tres horas, fijando y destacando el valor de los mínimos en las bajas presiones, que van indicados en rojo. Si no existe, se resta 1 hPa a la última isobara cerrada y dibujada, por ejemplo, si es 1004 hPa, se tomaría 1003 hPa el mínimo depresionario de la baja analizada.

Mapas de superficie y datos sinópticos ploteados a las 06 UTC, arriba, y 12 UTC, abajo, del 6 de junio de 2019 a partir de observaciones y análisis objetivo. Meteocentre.
Mapas de superficie y datos sinópticos ploteados a las 06 UTC, arriba, y 12 UTC, abajo, del 6 de junio de 2019 a partir de observaciones y análisis objetivo. Meteocentre.

Datos trihorarios del mínimo de Miguel

Se indica una tabla con una cabecera de DD HH PSLmin en hPa, donde DD es el día, HH es la hora UTC y PSLMIN es el mínimo de presión en el centro de Miguel según los mapas de Meteocentre.com:

DDHH PSLmin (hPa)
5 12 1015
5 18 1010
5 21 1009
6 00 1007
6 03 1005
6 06 1002
6 09 999
6 12 993

6 15 995
6 18 992
6 21 996
7 00 994
7 03 992
7 06 993

Las máximas caídas de presión se dan en la primera mitad del día 6 de junio, entre las 06 y 12 UTC, con un máximo del orden de 6 hPa/ 3h entre las 09 y 12 UTC (11 y 14 hora local peninsular española)

Para nuestras latitudes peninsulares (no canarias) se estima que la ciclogénesis explosiva se produce cuando las caídas de presión en el centro de la borrasca es del orden de 20 hPa/24 h o submúltiplos: 10 hPa/12 h, por ejemplo.

La riqueza o número de los datos aumenta “calidad” y confianza de los análisis objetivos. Hay más datos a ciertas horas sinópticas (00, 06 12, 18 UTC) que en otras (03, 09, 15, 21 UTC). Por dicho motivo se tomarán primeros los intervalos horarios de las horas sinóptica con supuestamente más datos.

Periodos de 24 h

05/12 1015 hPa pasa a 06/12 993 hPa Caída de 22 hPa
05/18 1010 hPa pasa a 06/18 992 hPa Caída de 18 hPa

06/00 1007 hPa pasa a 07/00 994 hPa Caída de 13 hPa

Periodos de 12 h

05/12 1015 hPa 06/00 1007 hPa Caída de 8 hPa
05/18 1010 hPa 06/06 1002 hPa Caída de 8 hPa
06/00 1007 hPa 06/12 993 hPa Caída de 14 hPa
06/06 1002 hPa 06/18 992 hPa Caída de 10 hPa

06//12 993 hPa 07/00 994 hPa Subida de 1 hPa

Conclusiones

A la vista de la caídas de presión en el centro de la borrasca Miguel, se tiene que dicha borrasca sufrió un proceso de profundización explosivo (ciclogénesis explosiva) entre el día 5 de junio a las 12 UTC y 6 de junio a las 12 UTC del orden de 22 hPa en 24 h. Las caídas más acusadas de presión se dieron entre las 06 y 12 UTC del día 6 de junio de 2019 cuando estaba muy cerca de las costas españolas en el norte peninsular, ver primera figura.

Esta entrada se publicó en Reportajes en 10 Jun 2019 por Francisco Martín León