Este fin de semana ¡temperaturas hasta 10 ºC por encima de lo normal!

Los movimientos meteorológicos brillarán por su ausencia en este primer fin de semana de octubre. Poca lluvia y temperaturas con tintes veraniegos. Ideal para hacer planes al aire libre.

Maider Rodríguez Maider Rodríguez 04 Oct 2019 - 11:15 UTC
veroño
Tras las mañanas fresquitas, los mediodías serán calurosos. Tanto, como para ir a la playa.

Es otoño, pero de momento poco se nota en lo meteorológico y es que este veranillo, veroño, verano o como lo queramos llamar, se está alargando más de la cuenta. Los embalses no suben, los episodios de lluvia brillan en general por su ausencia y las temperaturas se mantienen altas para la época. Poco va a cambiar, además, la situación para este fin de semana. Sigue la monotonía anticiclónica.

Fin de semana con poca agua

El anticiclón sigue bloqueando la llegada de borrascas a nuestras latitudes por lo que las lluvias quedan prácticamente al margen de la Península. El sábado tendremos un día de mucha calma en casi todo el país. Tan solo hablaremos de algunos chaparrones en el este de Cataluña y de nubosidad abundante y lluvias débiles en el Golfo de Vizcaya. A última hora del día aumentarán las nubes en la costa norte de Galicia, Asturias o Cantabria anunciando la llegada de la cola de un frente que pasará prácticamente desapercibido de madrugada, ya que apenas dejará alguna gota en el litoral de Lugo o A Coruña.

El domingo el frente seguirá avanzando por el norte peninsular repartiendo lluvias en el litoral cantábrico. Por la tarde se extenderán a Pirineos. En Barcelona y en Baleares también se podrá escapar alguna gota a lo largo del domingo. El frente dejará un aumento de las nubes en la mitad norte peninsular, aunque en el resto seguiremos con ambiente poco nuboso y soleado.

En Canarias los alisios empujarán algunas nubes que podrán dejar alguna gota en las zonas de mayor relieve durante el fin de semana, aunque serán de poca importancia. En la Península Ibérica el viento también será protagonista, cierzo en el valle del Ebro y de norte/noroeste en el Golfo de León.

Temperaturas muy por encima de las medias

No es verano, pero en algunos puntos de nuestro país lo parece. De hecho, solo en el área cantábrica el tiempo tendrá tintes otoñales este fin de semana. Por allí las máximas a duras penas llegarán a los 22 grados el sábado y a los 20 el domingo, ya que el frente y el aumento de la nubosidad traerán consigo un descenso térmico.

En el resto del país las temperaturas se mantendrán cálidas, con un ligero repunte el domingo en la fachada atlántica. Los valores máximos estarán entre 5 y 10 grados por encima de los que deberíamos estar registrando. En Pirineos la anomalía de temperaturas máximas se encuentra hasta 10 grados por encima de las habituales, y en Canarias la diferencia es aún mayor a pesar del descenso de los últimos días. Las grandes amplitudes térmicas son características de esta época del año.

En algunas zonas de Andalucía como el Valle del Guadalquivir, la campiña cordobesa o la provincia de Málaga seguirán registrando valores de entre 30 y 33 grados. En Murcia, el interior de la Comunidad Valenciana o Extremadura, las máximas también llegarán a los 30 grados. En el centro peninsular pasarán holgadamente de los 25 grados. De momento, no parece que la próxima semana vaya a comenzar con cambios destacables en lo meteorológico.

Publicidad