tiempo.com

Última hora del incendio de Málaga: más de 2500 personas evacuadas

Las últimas horas están siendo dramáticas en la sierra malagueña, con un gran incendio forestal muy cerca del que el año pasado quemó más de 10.000 hectáreas en Sierra Bermeja. Aquí te contamos la última hora.

Desgraciadamente, en las últimas horas el fuego de nuevo nos está dejando imágenes terribles en la provincia de Málaga, muy cerca del gran incendio que el año pasado calcinó 10.000 hectáreas en Sierra Bermeja. El fuego de este nuevo incendio se originó ayer en Pujerra poco después de las 15:00 horas, en un punto de muy difícil acceso que pertenece a una finca de 7200 hectáreas entre los términos de Pujerra, Júzcar y Benahavís, perteneciente al Lybian Foreign Bank (Forebank).

Las condiciones meteorológicas de ayer propiciaron la rápida expansión del fuego: temperaturas altas, humedad baja y viento moderado de terral, con algunas rachas intensas. Además, el terreno no ayuda, ya que en las zonas más críticas predominan las fuertes pendientes y los barrancos, por lo que hasta ahora han habido pocos avances para apagar un fuego que, por momentos, avanza hasta 30 metros por minuto.

Durante la pasada madrugada, las condiciones meteorológicas mejoraron al bajar la temperatura y subir la humedad por la entrada del levante, pero los efectivos que combaten el incendio se han encontrado con una sorpresa esta mañana: la inversión térmica impedía la visibilidad. Además, la rotura de los cinturones térmicos suelen realimentar a los incendios, siendo además muy peligroso si alguien se encuentra en la zona. En cualquier caso, se espera que la situación meteorológica sea más favorable que la de ayer.

Hasta ahora, tres bomberos han resultado heridos durante las labores de extinción del incendio de Pujerra, uno de ellos con quemaduras importantes. El Centro Operativo Regional del INFOCA decidió activar ayer el nivel 2 del plan de emergencias, suponiendo la movilización de la Unidad Militar de Emergencia.

Unas 3000 personas han tenido que ser evacuadas de urbanizaciones cercanas y del casco urbano de Benahavís debido a la cercanía del fuego y por la presencia de humo, y por ahora siguen sin darse las condiciones de seguridad necesarias para la vuelta a sus viviendas. Un total de 946 efectivos trabajará durante la jornada de este jueves en las labores de extinción, seguridad y coordinación de un incendio que ya ha arrasado unas 2000 hectáreas, y que dejará una nueva cicatriz en la sierra malagueña.