tiempo.com

La rotación de la Tierra se disparó el 29 de junio, ¿lo llegaste a notar?

El pasado 29 de junio la Tierra estableció el récord de rotación más rápido desde que se usan relojes atómicos. O sea, que el día duró algo menos. ¿Qué hay detrás de esto? ¿Cuál es la historia de los segundos bisiestos?

Rotación
La rotación de la Tierra no es tan constante como lo creemos, y tiene leves aceleraciones y desaceleraciones a través del tiempo.

No, claro que nadie lo notó. Pero lo cierto es que el pasado 29 de junio la Tierra rotó más rápido y el día fue algo más corto. Aunque la rotación de la Tierra la asumimos como constante, en realidad tiene ligeras variaciones. Y ahora, de acuerdo a lo reportado por TimeAndDate, ese día el planeta estableció un nuevo récord más rápido para completar una rotación.

Estamos hablando de una diferencia de 1,59 milisegundos, de ahí que nadie notara esa diferencia. Pero como sea, el día resultó más corto. De acuerdo a la publicación de TimeAndDate, esta medición y la comparación se ha logrado con el uso de relojes atómicos. Este es el último de una serie de récords de velocidad de la Tierra desde 2020.

Nuestros calendarios de uso civil redondean la longitud del día a 24 horas, aunque en la realidad ese número no es tan preciso. En general, durante largos periodos, el giro de la Tierra se ralentiza. Cada siglo, la Tierra tarda un par de milisegundos más o menos en completar una rotación (donde 1 milisegundo equivale a 0,001 segundos).

Los récords de la Tierra

Lo destacable es que dentro de este patrón general, la velocidad de giro de la Tierra fluctúa. De un día a otro, el tiempo que el planeta tarda en completar una rotación aumenta o disminuye en una fracción de milisegundo. Los científicos que estudian la rotación de la Tierra utilizan el término "duración del día" para referirse a lo lento o rápido que gira, según el mismo informe.

La duración del día es la diferencia entre el tiempo que tarda la Tierra en girar una vez sobre su eje y 86.400 segundos (que son 24 horas). Cuando la duración del día aumenta, la Tierra gira más lentamente; cuando disminuye y se convierte en un número negativo, la Tierra gira más rápidamente. En los últimos años, la Tierra se ha acelerado. Por ello, en 2020, se supo que la Tierra había logrado sus 28 días más cortos desde que comenzaron a realizarse mediciones diarias precisas con relojes atómicos en la década de 1960.

El día más corto de todos en 2020 fue de -1,47 milisegundos el 19 de julio. La Tierra siguió girando rápidamente en 2021, aunque el día más corto del año en 2021 fue fraccionadamente más largo que en 2020. Ahora, en 2022, las cosas se han vuelto a acelerar. El 29 de junio, la Tierra estableció un nuevo récord para el día más corto de la era del reloj atómico: -1,59 milisegundos. La Tierra estuvo a punto de batir su récord de nuevo el mes siguiente, registrando una duración del día de -1,50 milisegundos el 26 de julio.

La historia de los segundos bisiestos

Según relata Forbes Argentina, hasta hace unos años se pensaba que la rotación de la Tierra se estaba desacelerando tras varias mediciones sucesivas de relojes atómicos desde 1973. El Servicio Internacional de Rotación de la Tierra y Sistemas de Referencia (IERS) incluso había comenzado a agregar “segundos bisiestos” de vez en cuando para compensar el giro más lento, algo que sucedió por última vez el 31 de diciembre de 2016.

Earth
El gráfico nos muestra la secuencia de aceleraciones y desaceleraciones que ha tenido la rotación de la Tierra en los últimos 3 años.

Aunque ahora estemos ante eventos de días más cortos, lo cierto es que los científicos creen que a una escala mayor de tiempo el patrón real sería el que se observó en la década de los años 70, o sea que la Tierra tiende a desacelerarse. De hecho la Luna está desacelerando gradualmente la rotación de la Tierra. Su atracción gravitatoria provoca mareas y hace que la trayectoria orbital de la Tierra alrededor del Sol sea ligeramente elíptica.

Pero ahora, ante estos giros más rápidos de la Tierra, las hipótesis son varias. Hay quienes creen que se debe al derretimiento de los glaciares que significa menos peso sobre los polos, o a los movimientos del núcleo fundido interno de nuestro planeta, o a la actividad sísmica. Otra opción sería el "bamboleo de Chandler", el movimiento de los polos geográficos de la Tierra a través de su superficie. Lo cierto es que con esta aceleración temporal, la Tierra está pasando por el mismo punto un poco antes. Eso equivale a 26 centímetros en el Ecuador que puede ser un problema para los GPS más exactos.