Interacción de los ciclones Helene y Joyce en el Atlántico: efecto Fujiwhara

 

Del 12 al 16 de septiembre de 2018 dos ciclones tropicales nombrados han estado  desplazándose por el Atlántico Central y en un momento determinado han interactuado al acercarse uno al otro.

 


A fecha de 16 de septiembre de 2018 los dos ciclones tropicales nombrados habían sido degradados a tormenta tropical y siguiendo caminos independientes.

Helene llegó a ser huracán con un desplazamiento de sur a norte, pasando desde las Islas de Cabo Verde a las cercanías de las Azores, para terminar su ciclo de vida cerca de las Islas Británicas conducida por una vaguada polar.

Joyce no llegó a ser un huracán y tuvo un desplazamiento más errático en medio del Atlántico Norte.

Ambos se encontraron entre el día 15 y 16 de septiembre y realizaron un acercamiento e interacción  relativa.

 

 

Imagen de los ciclones tropicales nombrados en el Atlántico Central: Helene y Joyce en le medio y Florence en el oeste: trayectorias y cono de incertidumbre sobre imagen IR del 16 de septiembre de 2018 06 UTC. SSEC-UW

 

 

El efecto Fujiwhara

El efecto Fujiwhara o interacción Fujiwhara es un tipo de interacción entre dos  ciclones tropicales, que produce que “orbiten” uno en torno al otro.

El fenómeno es más fácilmente perceptible cuando dos ciclones tropicales se desarrollan en un mismo momento y comienzan a interactuar.

El CNH / NHC define el efecto Fujiwhara como: “La tendencia de dos ciclones tropicales cercanos a girar ciclónicamente unos sobre otros”.

Servicio Meteorológico Nacional de los EEUU, NWS, lo define como “una interacción binaria (entre dos) donde los ciclones tropicales a una distancia determinada comienzan a girar alrededor de un punto medio común”.

Si la intensidad de ambos fuera equivalente, los dos ciclones empezarán a orbitar en torno a un punto entre ellos. En el caso contrario, si hubiere diferencias de intensidad, el ciclón mayor será el sistema dominante sobre el vórtice menor, obligando a este último a que “orbite” en torno a él.

Finalmente, en general, el vórtice menor será absorbido por el mayor.  Este efecto fue denominado “efecto Fujiwhara” en honor al meteorólogo japonés Sakuhei Fujiwhara, quien en 1921 describió el comportamiento motor de dos vórtices ciclónicos sobre el agua.

Ver más en: https://www.tiempo.com/ram/83722/el-efecto-fujiwhara/

 

 

Evolución del 13-16 de septiembre de Helene y Joyce

En estas secuencias se observan las diferentes interacciones entre Helene y Joyce a la hora de acercarse. Hay que hacer notar que:

 

  • Hubo interacción entre ambos
  • No se produjo una “danza” ciclónica completa y absoluta de uno alrededor del otro
  • El ciclón tropical mayor, Helene, no absorbió al menor, Joyce
  • Cada uno siguió caminos independientes después de la interacción
  • La presencia de una vaguada polar, y frente asociado al norte de Helene, ha desplazado a este ciclón tropical más hacia el norte evitando una mayor interacción entre los dos ciclones tropicales

 

Secuencia de imágenes IR. EUMETSAT

 

 

Imágenes de agua precipitable total, en mm TPW, CIMSS

 

 

Presión en superficie y precipitación prevista por el modelo GFS

 

 

Ver textos de los tuits para mayor detalle.

Resumen

Aunque ha habido una interacción entre los ciclones tropicales Helene y Joyce en medio del Atlántico, no se puede decir que ha habido un efecto Fujiwhara “clásico”. La presencia de una vaguada polar de los oestes en latitudes media ha evitando una mayor interacción entre Helene y Joyce.

 

 

Francisco Martín León, meteorólogo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *