El concepto de ciclogénesis explosiva o “bomba meteorológica”

¿Qué es una ciclogénesis explosiva?. Las borrascas extratropicales explosivas o "bombas meteorológicas"

Francisco Martín León,   meteorólogo

 

Recuperado el 28 de octubre de 2013.

Palabras clave: ciclón, borrasca extratropical, ciclogénesis explosiva, "bomba meteorológica", vientos fuertes en superficie.



LO BÁSICO


El concepto de ciclogénesis: aplicación a latitudes medias

Este concepto es básico para entender el resto del artículo. Ciclogénesis significa básicamente, creación  o génesis de un ciclón (o depresión,  o borrasca, si nos referimos a latitudes medias o extratropicales).  Los ciclones (término genérico donde se incluyen los huracanes, tifones, borrascas, bajas polares, medicanes, etc.) son sistemas de bajas presiones donde el viento gira en sentido contrario a las agujas del reloj en el Hemisferio Norte (el giro es a favor en el Hemisferio Sur).

Todas las depresiones, borrascas o ciclones atlánticos sufren,  en cierta forma, una  ciclogénesis para su generación desarrollo, profundización y mantenimiento. En sus estados iniciales están formados por una estructura en  forma de onda, con sus sistemas frontales, frío, cálido y ocluido, que se van amplificando con el tiempo y cerrándose sobre si misma. Su mínimo de presión en superficie va bajando durante la primera parte de su ciclo de vida.

La clave, para qué la ciclogénesis sea explosiva, es cómo, cuánto  y ,sobre todo, cual es la razón temporal de la caída de presión en el centro de la baja en superficie.

 

 ¿Qué es una ciclogénesis explosiva?

Como su nombre indica es  básicamente una ciclogénesis pero que sucede muy rápidamente y muy intensamente. Es decir, la depresión o ciclón en superficie puede formarse y profundizarse en un periodo muy corto de tiempo, convirtiéndose en una borrasca (caso de latitudes medias) muy violenta y adversa en cuestión de pocas horas. El término general usado para estas depresiones  que se profundizan muy rápidamente, es de “bomba” meteorológica.

La definición de bomba, ciclón  o borrasca explosiva es aquella borrasca cuyo mínimo depresionario la presión baja 24 mb en 24hrs, o menos. Esta definición suele establecerse o referirse  a latitudes altas, alrededor de los 55º-60º  ya que los procesos ciclogenéticos están influenciados por la rotación de la Tierra. Las ciclogénesis explosiva suceden con frecuencia en el Atlántico y Pacífico.

Para nuestras latitudes, 45º Norte, la definición se relaja en caídas de presión del orden de 18 – 20 mb en 24 h o submúltiplos de ella, por ejemplo 9-10 mb en 12h. Mejor que esta definición “encorsetada”, los meteorólogos suelen trabajar con otra, sin umbrales tan fijos como los anteriores pero donde los procesos físicos que controlan el desarrollo explosivo son los mismos.

 

¿Cómo se forma una ciclogénesis explosiva y genera una borrasca explosiva?

No es una respuesta fácil e inmediata. Si nos restringimos a latitudes medias y en términos generales, para que se produzca una "bomba" deben coexistir, de forma oportuna, sincronizada  y a distancia, una borrasca o vaguada de presión "incipiente"  en niveles bajos que interacciona positivamente con otra de niveles altos, digamos 300 mb y que suele estar lejos de la primera, para producir  entre ambas una profundización o amplificación explosiva del sistema depresionario en niveles inferiores en un corto periodo de tiempo.

La baja  precursora en niveles bajos, que se va a produndizar, suele desarrollarse  normalmente, en una zona de gran contraste térmico entre aire frío y seco respecto a otros cálido y húmedo.  El precursor de niveles altos, que suele disparar la profundización superrápida de la baja en superficie, suele ser una baja, una vaguada o un máximo de viento muy intenso

 


 

Ciclogénesis explosiva del 24-25 de abril de 2012. La borrasca "Petra"

 

Imagen visible del satélite MSG, del 24 de abril de 2012 a las 12 UTC, junto con el mapa de presión en superficie, en línea negra y mb,  y el mapa de geopotencial en 300 mb, en cián y en m.g.p. "L" denota la posición de la baja en superfie o precursor de niveles bajos que experimenta la profundización extremadamente rápida. Un máximo de viento en 300 mb, chorro, parece ser el precursor de niveles altos, que deja en su lado izquierdo y de salida, a la baja "L" en superficie. Una vaguada en altura se conforma y se profundiza poco a poco como consecuencia de la interacción entre ambos sistemas de baja y alta.  

 

El nombre de "Petra", a esta borrasca muy profunda, es el nombre no oficial dado por el Departamento de Meteorología de la Universidad de Berlín. Dicho apadrinamiento o nombramiento por personas o instituciones tiene un coste económico.



Ciclogénesis explosiva del 25-28 de febrero de 2010 

– Tornados. ¿Se pueden dar tornados en una ciclogénsis explosiva?

Sí se pueden dar. Al igual que una borrasca profunda, un ciclón tropical o un huracán que toca tierra o está en el mar se puede producir tornados o mangas marinas, respectivamente. Este hecho, por ejemplo, es reconocido, analizado y estudiado en  los EE.UU. con los huracanes y ciclones tropicales, pero los destrozos que generan los huracanes van más allá de los generados por los tornados que son estructuras de pequeña escala y afectan a una zona muy reducida. Los daños de las borrascas intensas y profundas o ciclones muy activos son de una escala espacial superior.  Este hecho se agudiza si hay convección dentro o embebida en la propia ciclogénesis explosiva.

El origen de estos tornados no se debe a la diferencia de presión entre niveles altos y bajos. Se dan por otros motivos que quedan fuera de lo que se puede explicar aquí. 

Masa fría en niveles altos y masa de aire cálido en niveles bajos. He oído en algunos medios que una ciclogénesis explosiva se da por el fuerte contraste de temperatura al nivel de 5.000 m (500 hPa)  y al nivel del suelo. ¿Es verdad?

La mayoría de los fenómenos meteorológicos están condicionados por los contrastes térmicos mar-tierra-atmosfera, siendo el Sol la fuente primaria que alimenta y mantiene estos contrastes. Cuanto mayor sea los contrastes térmicos, mayor serán los efectos que se desencadenen para equilibrar estos contrastes, siempre que exista un mecanismo disparador y mantenedor. Por otra parte es sabido que en latitudes medias los contrastes entre la masas polares, frías, y las tropicales y subtropicales, calidas y húmedas, se traducen en ondas atmosféricas, borrascas móviles de latitudes medias, etc., en su mayor medida controladas por la corriente en chorro en niveles altos-medios que actúa como elemento rector.


En la zona frontal o frontogenética las masas de aire cálido y húmedo  son sobrevoladas por otras más frías que pueden generar ondulaciones en los frentes y generar las borrascas que se amplifican y poseen un ciclo de vida característico. La vaguada dinámica/onda  fría en altura, altera a la onda térmica del frente polar en superficie, permitiendo un intercambio de aire latitudinal: aire cálido va hacia latitudes más altas y frías,  y el aire frío hacia latitudes más bajas y cálidas,  tratando de balancear el equilibrio térmico entre el norte/frío y el sur/cálido. Las ondas en altura son realmente hundimientos o baches dentro de la troposfera y tropopausa, como los llamaba Mariano Medina, a estas bajas o senos depresionario en altura.

En determinadas ocasiones, muy raras pero peligrosas, los hundimientos de la tropopausa permiten entrar aire estratosférico más seco y cálido respecto al aire circundante de la troposfera. El resultado es la presencia de una anomalía cálida en el campo térmico a 9000 m/300 hPa e incluso a 5000 m/500 hPa. Estas anomalías cálidas en niveles altos, como en el caso del Klaus y  del Cintia se observan en los mapas térmicos de altura, y son ellas las que acompañan en muchas ocasiones a las ciclogénesis explosiva. Basta que una baja en superficie se encuentre en la zona apropiada de una anomalía cálidaen altura oportuna en altura para que se desarrolle la ciclogénesis explosiva.

En otras palabras, mientras que muchas borrascas “normales” se desarrollan por ser sobrevoladas por aire muy frío en niveles medios-altos, hay algunas que su desarrollo virulento se genera por calentamientos anómalos de aire estratosférico que penetran en la troposfera y que se pueden observar en las imágenes de vapor de agua, WV, (anomalías secas-calidas y oscuras), mapas térmicos de 500 y 300 hPa como una anomalía cálida.

Busquen en el caso de Klaus y Cintia y verán que ocurre en dichos mapas de altura con respecto a la anomalía cálida. No le echemos TODA la culpa al aire  frío que sobrevuela a una masa de aire cálido para explicar los desarrollos explosivos.

 

– Los vientos en superficie son de menor intensidad y opuestos a las isobaras ligadas a la borrasca. ¿Qué pasa?

Los vientos en superficie pueden tomar valores que parecen extraños cuando los comparamos con la distribución de presión, sobre todo en superficie. Cuando nosotros hacemos mentalmente que los vientos sean paralelos a las isobaras, más intensos allí donde el apelmazamiento o gradiente de las isolíneas sea mayor y giren en sentido correcto en las altas y bajas presiones, entonces estaremos  haciendo la aproximación “geostrófica”: el viento se ajusta a las isobaras por una regla matemática según la física de fluidos (teoría  y aproximación geostrófica). 

Esta aproximación geostrofica es ideal y se cumple relativamente bien en niveles medios y altos de la troposfera, e incluso en niveles bajos en muy determinadas ocasiones.

EL MUNDO AGEOSTRÓFICO

Entre superficie y unos cientos de metros de altura sobre ella, la aproximación ideal anterior deja de ser válida y el viento sigue otras reglas o comportamientos llamado ageostrófico: se desvía del geostrofismo o simplemente el viento NO es ageostrófico. Esto ocurre preferentemente en:

– Sobre la tierra y en menor medida sobre el mar
– Zonas de orografía compleja: valles, estrechos, montañas, etc.
– Fenómenos violentos a gran escala como la ciclogénesis explosiva, huracanes, borrascas intensas, etc.
– Fenómenos de mesoescala donde el geostrofismo no tiene sentido: tornados,  frentes de racha, derechos,  vientos de ladera descendentes, etc.

No te extrañe que el viento en superficie se escape de las bajas o cruce perpendicularmente las isobaras.

– ¿Por qué se emplea esa palabra tan "fea y que da miedo" como es explosiva? ¿No hay otra forma de decirlo?

El término de ciclogénesis explosiva, que se explicó con la situación del “Klaus” y más abajo, viene del empleado en la bibliografía anglosajona “explosive cyclogenesis” o génesis o desarrollo de un ciclón de forma explosiva.  En este sentido, los anglosajones son muy prácticos y conceptuales y tratan, directa o indirectamente, de llamar la atención sobre el fenómeno asociado.

Habría otras maneras de llamarlas:

1.- borrasca/depresión/ciclón extratropical/baja 

+ extremadamente/muy +

2.- profunda/intensa/adversa/extraordinaria/violenta/virulenta/severa (esta última con mis dudas).

Ponga las posibles y diferentes combinaciones 1 + 2,   con muy o extremadamente,  y elija usted mismo la que desee, por ejemplo: borrasca muy violenta.

Pero NUNCA, y siempre es una opinión personal, se debería nombrar como: perturbación, sistema, estructura, etc.  Palabras pintorescas, vacías y comodines, desde el punto de vista meteorológico.

Tampoco me gusta la palabra bomba meteorológica.  

 

Preguntas y dudas desde el Foro de Meteored.

Los temas y dudas que planteas son muy interesantes y difíciles de explicar si no se tienen algunas nociones de dinámica de la alta troposfera y baja estratosfera. Intentaré explicarlo de forma conceptual.

-Comprendo que una masa fría en altura aporte inestabilidad (aunque eso tiene importancia a un nivel más mesoescalar).

Aunque no es una pregunta, haré un comentario a este respecto. Un error muy común es ligar unívocamente, y siempre, la aparición de inestabilidad al aire frío en altura. Las inestabilidades las hay de muchos tipos y se pueden generar por muchos mecanismos. Si nos quedamos con el tandén:

Airefrioenaltura + airecalidoencapasbajas=Inestabilidad

Estaremos despreciando otros tipos de inestabilidades y tendremos una visión muy simplista de los fenómenos atmosféricos complejos, tanto más cuanto más extremos.

 
-Comprendo que una vaguada FRÍA provoque divergencia en su parte delantera.

Eso me lo tienes que explicar porque lo que dices no es inmediato.

-No concibo aire cálido=bajo geopotencial en capas altas (sí en las bajas).

Eso es un concepto equivocado. Yo no he dicho que haya aire cálido en altura, lo que he tratado de decir es que hay una anomalía cálida en altura en el seno de una vaguada/chorro  amplio y que a nivel sinóptico-amplio lleva asociada una bajada de geopotencial. Por lo tanto, puede haber una anomalía cálida local en el seno de una vaguada en altura.

-¿Cómo consigue el seco aire estratosférico interaccionar con el aire en superficie, teniendo en cuenta que la tropopausa actúa a modo de tapadera?

El aire seco y cálido estratosférico (dinámica de la alta troposfera) penetra hacia niveles más bajos por los dobleces de la tropopausa que se rompe en el lado polar de la corriente en chorro, tanto más cuanto más intenso sea éste. En otras palabras, la tropopausa se rompe y tiene dobleces muy marcados en la zona polar de la corriente en chorro.

La interacción con el aire en capas bajas lo hace a distancia y sin “contacto”, como lo hace una carga eléctrica cuando interacciona  y siente a otra a distancia sin tocarse en un buen dieléctrico buen conductor. La troposfera se comporta como un dieléctrico conductor. Las cargas son las bajas/vaguadas/chorros en altura y la borrasca en superficie. La interacción se pude producir a grandes distancias cuando la troposfera es inestable (buen dieléctrico  conductor)

En otras palabras: la borrasca en superficie “siente” la presencia de la vaguada/chorro en altura a gran distancia. Esta interacción es máxima cuando la zona que las separa es inestable, están situadas convenientemente y ambas están cargadas de “aire cálido”: la baja en superficie y la de altura (anomalía cálida en el seno de la vaguada).

-¿Ese hundimiento tan brutal de la tropopausa, no haría que las nubes tuviesen un desarrollo mucho menor que el habitual, mermando la actividad de los frentes?

Sí, en la parte descendente de la anomalía cálida y seca en altura: en esa zona la nubosidad es poco notoria. Pero en la parte delantera y distante, la cosa cambia: esa anomalía cálida de altura en descendencia “tira” hacia arriba brutalmente al aire cálido de niveles bajos a distancia (Modelo conceptual de cargas eléctricas y dipolo, comentado con anterioridad). Esa es la base del desarrollo explosivo, de forma conceptual. A la vez que hay descendencias y ascendencias en el seno de la borrasca y en las zonas que separan las masas de aire, se activan los frentes.

Es necesario tener algunos conceptos de dinámica atmosférica para entender todos los mecanismos en juego. La cosa no es tan simple como “un aire muy frío que sobrevuela a otro más cálido” como se explica en algunos medios informativos del tiempo.

 

– Tormenta perfecta ¿Esta ciclogénesis es una tormenta perfecta?

No. Ya se respondió a esta pregunta con la situación del “Klaus”, y está más abajo en Comentarios.

Este término viene de la traducción inglesa de “The Perfect Storm” que fue el nombre de una famosa película donde se describía la ciclogénesis súper explosiva que se generó entre el 24 y el 31 de octubre de 1991 al este de los EEUU y sobre el Atlántico Norte.

La ciclogénesis se originó sobre los restos de un ciclón tropical, masa de aire muy cálido y húmedo acompañados de vientos intensos, que se desplazó hacia latitudes más septentrionales, y la baja en superficie fue cazada y reactivada de forma brutal por una vaguada polar muy fría venida desde el norte.

La interacción entre ambos sistemas fue de unas dimensiones excepcionales. El 28 de  octubre de 1991, esta borrasca perfecta generó olas y vientos “monstruosos”. El Servicio Meteorológico de los EEUU la llamó  "La tormenta perfecta"  y, popularmente, también es conocida como  "Nor’easter".  

Desde mi punto de vista esta ciclogénesis del 25-28 de febrero de 2010 no es  comparable con la anterior y el término de tormenta perfecta no es apropiado, ya que para los castellano parlantes el concepto de tormenta está ligado a la presencia de rayos en nubes de desarrollo vertical o simplemente tormentas. Podría hablarse de la borrasca perfecta pero no es el caso: no hay el desarrollo explosivo de un ciclón tropical en capas bajas-medias,  en este caso que nos ocupa.

Los que emplean este término en los informativos meteorológicos lo hacen inadecuadamente, no saben que están hablando y buscan el titular fácil.

Más en: http://es.wikipedia.org/wiki/La_tormenta_perfecta

 

– ¿Por qué se llama XYNTHIA a esta borrasca?

El Departamento de Meteorología de la Universidad Libre de Berlín le permite a usted apadrinar o dar nombre a una borrasca o a un anticiclón por un módico precio, todo ello con fines educativos. Las borrascas valen menos dinero que los anticiclones cuando se apadrinan. A la borrasca que está sufriendo esta ciclogénesis explosiva se le ha denominado “Xynthia”, como anteriormente en enero de 2009 se habló de la ciclogénesis del “Klaus” en España y Francia.

Estos nombres carecen de valor oficial por los organismos meteorológicos nacionales y la OMM pero son muy bien recibidos por el público general y por los aficionados, en particular.

 


 
Durante los días 23 y 24 de enero de 2009 ha tenido lugar una ciclogénesis explosiva sobre una borrasca en las cercanías de la Península Ibérica. No es la primera vez, ni será la última, que tengamos una ciclogénesis explosiva o “bomba” cerca de España. De todas formas es un fenómeno raro para nuestras latitudes, dándose preferentemente en latitudes medias-altas y en las grandes zonas oceánicas abiertas.

Estas breves líneas trata de aclarar algunos conceptos que no son conocidos por el público en general y por algunos medios de comunicación. No es un artículo científico.

 
Primero se tratará de explicar el concepto de ciclogénesis y, posteriormente, el de explosiva.



Preguntas y respuestas

– ¿Una borrasca explosiva es un huracán o tifón?

No. El término de ciclogénesis explosiva se suele referir a los procesos que experimentan las borrascas explosivas de latitudes medias o extratropicales y no a los ciclones tropicales. Hay que recordar que todas ellas pertenecen al grupo de ciclones.
 

– ¿Una ciclogénesis explosiva es una “tormenta perfecta”?

No. El nombre de tormenta perfecta surgió de la película con el nombre homónimo donde se narraban las vicisitudes de un barco pesquero al verse envuelto en una ciclogénesis explosiva. En meteorología no se suele emplear el concepto de tormenta perfecta.  

 
– ¿Es la primera vez que se da en España una ciclogénesis explosiva?

No. Se han dado en otras ocasiones, aunque es un fenómeno raro en nuestras latitudes.

– ¿No se le puede llamar galerna a esta situación?

En modo alguno, eso es un grave error. Una galerna tiene una física y dinámica interna muy  especial, siendo un fenómeno local que se propaga de oeste a este por costa cantábrica, preferentemente durante el día, y de corta duración (fenómeno mesoescalar). Puede estar asociada al paso de un frente frío (galerna frontal) pero sus efectos en vientos adversos no pasan más allá de la zona costera por donde barre.

Por el contrario, una ciclogénesis explosiva está asociada a una borrasca de dimensiones espacio-temporales mayores (sistema de escala sinóptica) y afecta a una amplia zona, como ha ocurrido durante los días 23 y 24 de enero de 2009, donde la perturbación ciclónica ha barrido  y afectado a casi toda la Península, Baleares y Francia, en su vertiente sur y central.

– ¿Por qué no se  habla  simplemente de una borrasca profunda en este caso?

Realmente lo que nos ha afectado es un tipo de borrasca muy profunda con vientos muy intensos y rachas extremadamente huracanadas, con un  temporal de mar histórico, pero con unas características muy especiales que obligan a catalogarla como borrasca explosiva.  El término explosivo lleva implícito ser borrasca muy profunda, pero no al revés.

Hay diferencias consustanciales entre las borrascas que sufren un proceso de profundización e intensificación paulatina y continuada y estas borrascas que la podemos clasificar como explosivas. En estas últimas la dinámica y los procesos que la conducen se desarrollan de forma virulenta y extraordinaria, como sus efectos en superficie. Desde el punto de vista meteorológico y técnico es necesario llamarlas de forma diferente a las otras, y así se les llama borrascas explosivas (las que han sufrido un proceso ciclogenético del mismo tipo). Desde el punto de vista mediático, también tiene efectos positivos el nombrarlas o categorizarlas de forma especial para llamar la atención de que son perturbaciones ciclónicas extremadamente adversas y con características especiales.

Por lo tanto una borrasca explosiva es un subconjunto de las borrascas muy profundas, pero no al revés.

 

– ¿Cómo se predice una ciclogénesis/borrasca explosiva?

Hay que distinguir en el proceso de predicción dos etapas:

–    La predicción a varios días vista o a un día vista (pues a veces se desarrollan de forma súbita): el predictor debe trabajar en un marco de “anticipación” y buscando los precursores de la ciclogénesis en niveles bajos (germen del desarrollo explosivo) y en niveles altos (factor de disparo) en los mapas del tiempo previstos por los modelos numéricos de predicción.
–    Vigilancia y seguimiento en todas sus fases: buscando las “indicaciones” y “señales” inequívocas que la ciclogénesis explosiva se va a desarrollar o está teniendo lugar. Analizando intensamente las imágenes de WV, IR y VIS, y evaluando la bondad y  errores del modelo numérico que esta utilizando. Un predictor BIEN preparado debe “leer”, entender y evaluar este tipo de información.


– ¿Son difíciles de predecir?
 
Sí. Todo fenómeno adverso y que se desarrolle de forma “explosiva”  es dificil de predecir, en términos generales.

– ¿Cuándo  y dónde se inició esta situación?

    
Se inició en una latitud relativamente baja en al Atlántico Norte y muy al oeste de Azores. Las primeras señales, y a falta de un estudio exhaustivo, se ven en las imágenes de satélite del 22 de enero de 2009 a las 18 UTC. En esos momenos aparecen los primeros indicios preliminares que posteriormente se fueron confiirmando como un desarrollo especial.


– ¿Qué modelo numérico hay que seguir o utilizar?

Aquel que:

– Refleje mejor las condiciones iniciales de partida el estado de la atmósfera. Este hecho es CRÍTICO pues las ciclogénesis explosivas se desarrollan en zonas marítimas desprovistas de datos. No todos los modelos reflejan bien estas condiciones. El problema de las condiciones iniciales en  los modelos es calro: si se parte con un análisis inicial, erróneo o defectuoso ¿cómo se puede predecir un evento explosivo?

– Que la formulación dinámica de los procesos que acontecen en la atmósfera esté bien tratada en el modelo.

Usar modelos numéricos con la resolución espacial adecuada, lo suficientemente globales para trabajar a gran escala, y lo suficientemente regionales como para reproducir los fenómenos a pequeña escala que se producen en la ciclogénesis explosiva.

Los modelos OPERATIVOS que pueden reproducir con suficiente antelación y eficiencia una ciclogénesis explosiva se pueden contar con los dedos de una mano. Y me sobrarían dedos.

Una vez que ya está progresando el proceso explosivo, casi todos los modelos lo suelen reflejar.  Los instantes anteriores e iniciales son elementos críticos, y es allí donde se ve la bondad de cada modelo.

 

– He oído en algún medio de comunicación nacional que los casos de vientos fortísimos de Gordon, en 2006 afectando a Galicia, y Delta, en 2005 a Canarias, fueron situaciones de borrascas explosivas. ¿Es cierto?

Es totalmente incorrecto.

En la atmósfera hay muchas situaciones que generan vientos fuertes y huracanados de diversas formas: desde pequeña escala (tornados)  hasta gran escala (huracanes y borrascas explosivas). En ese amplio espectro o abanico de situaciones se pueden dar vientos muy adversos.

Gordon fue un huracán que llegó a tener categoría 3, cuando estaba muy alejado de la Península. Al acercarse a ella se debilitó progresivamente, hasta que dejo de ser ciclón tropical (coloquialmente se le llamó ex Gordon), aunque en su seno conservaba vientos muy intensos. Al acercarse al oeste de Galicia, fue captado por un frente frío de una borrasca extratropical que lo condujo al noroeste peninsular pero sin sufrir en ningún momento una ciclogénesis explosiva. Como ex Gordon, todavía llevaba vientos adversos.

Algo parecido le ocurrió al ciclón tropical Delta en 2005, cuando perdió sus características de ciclón tropical y se “extratropicalizó”, al subir a latitudes más altas: los vientos muy intensos se debilitaron un poco pero el área de dichos vientos se amplió. Posteriormente, fue captado por una perturbación extratropical que lo lanzó sobre Canarias. Los efectos locales y orográficos hicieron que los vientos fueran extremadamente intensos en algunas de las islas. En ningún caso sufrió un proceso explosivo.

No confundamos las situaciones de vientos intensos y huracanados en nuestras latitudes únicamente con procesos ligados a ciclogénesis explosiva. Hay otras situaciones que los generan.

 



 


Ver también en la RAM:
 
Ciclogénesis Rápida en la Costa Mediterránea Andaluza. Caso de estudio del 2-3 de mayo de 2004. Pedro C. Fernández Sanz.

https://www.tiempo.com/ram/1843/ciclognesis-rpida-en-la-costa-mediterrnea-andaluza/

 

Nota. Las expresiones vertidas aquí sólo representan las ideas técnicas del autor.


88 pensamientos en “El concepto de ciclogénesis explosiva o “bomba meteorológica”

  1. Amando Morente Palomo

    Vivo en un pueblo situado entre las provincias de Córdoba y Jaén y tiene una altitud de 472m sobre el nivel del mar. ¿Cuáles serán los efectos meteorológicos sobre mi pueblo? ¿Cómo influirá esta ciclogénesis de enero de 2015? Gracias de antemano.

  2. Pingback: Prueba a fondo: BMW X6 xDrive 40d (1/2)

  3. admin Autor

    Estar pendiente de las alertas meteorologicas de AEMET y tomar las precauciones normales y lógicas, evitando ponerse a la interperie.

  4. Pingback: No creerás las tonterías que te mandan por WhatsApp |

  5. Pingback: ¿Qué es esto de la ciclogénesis explosiva? | La Tienda del Mañana

  6. Pingback: Temporal del 2 de febrero de 2014 | Pescados La Chucha

  7. Pingback: Preguntas frecuentes sobre las ciclogénesis explosivas | Geografía Infinita

  8. Pingback: Morro del Buitre (2141m) y Mojón Alto (2136m) [VÍDEO] | MetioEnVerea.es

  9. Pingback: Petra | IG

  10. Pingback: Sierra de las Nieves (20 Ene 13 JC & Luis) | La Vereita

  11. Pingback: 19/01/2013. Cicloruta – “Bikers On The Storm”. « Las Crónicas de HearseDriver '86

  12. Pingback: LA MAYOR OLA DE LA HISTORIA DEL SURF - COLUMNAZERO

  13. Pingback: ¿Qué es la ciclogénesis explosiva?

  14. Pingback: ¿Qué es una ciclogénesis explosiva?

  15. Pingback: cartel agarrado contra el viento « Monteigueldo's Blog

  16. Pingback: Una avería de Endesa deja a parte de Los Alcores sin luz | Ahora Mairena. Mairena del Alcor

  17. Pingback: Descanso sorpresa este fin de semana | nacho.tv – La página personal de Nacho Correa

  18. Pingback: Se buscan héroes « Las letras y las cosas

  19. Pingback: Temporal gordo á vista…

  20. Pingback: Sandias y Calabacines IsmiGuel « La juerga

  21. Pingback: Ciclogénesis Explosiva o “Bomba Meteorológica” - ModoCharlie

  22. Pingback: Petra | enimaXes.com

  23. Pingback: Morro del Buitre (2141m) y Mojón Alto (2136m) [VÍDEO] « Metío en Verea

  24. natalia

    hola necesito informacion de huracanes sobre el carice ocidente ayuda por fa– es patra mi trabajo de grado

  25. FEDERICO

    Toda la vida se a llamao “hace un viento de cojones y llueve que te cagas” y ahora ciclogénesis explosiva, !!!que cosas¡¡¡

  26. laia

    Referente a la primera pregunta sobre la cilogénesis explosiva se indica que ‘El origen de estos tornados no se debe a la diferencia de presión entre niveles altos y bajos. Se dan por otros motivos que quedan fuera de lo que se puede explicar aquí.’
    podrias decirme que condicones hacen que se de una situación de este tipo¿?
    gracias

  27. José

    Mi pregunta no es de tipo técnico, sólo recabo ayuda en relación con el fenómeno de “ciclogénesis”. El tejado de mi casa (Almería) sufrió graves daños con el viento y la aseguradora me pide que “demuestre” que la velocidad del viento fue superior a los 96 Kms/h, que lo fue, pero no consigo encontrar dónde y a quién debo recabar tal información. Gracias por la ayuda.

  28. Katherine Barra

    Yo soy de Chile y el 27 de Febrero se produjo un terremoto de grado 8.8 a las 3:30 am y 20 minutos mas tarde se produjo un tsunami devastando muchas costa del sur de Chile mi pregunta es la siguiente: es posible que estos acontecimientos se pueda producir mediante a la HAARP??? realmente estamos a merced de mentes maquiavelicas. justamente a la hora del terremoto en el epicentro se reflejó una luz muy parecida a la aurora voreal, esposible que otras persona puedan manejar nuestro clima??.

  29. Pingback: Las Crónicas de Reiki I « Tocineando a la Bipolar

  30. Pingback: Ciclogénesis y la generación eólica | 2geek2curious.com

  31. Juay

    Yo pienso que la ciclogenesis exposiva es una de las varias catrastofes que el mundo esta sufriendo y me intriga que igual puede ser causado por la contaminación mediohambiental, ya que como hemos observado han sucedido una serie de catrastofes en un tiempo limitado, recapaciten y conciencense de lo que estamos haciendo con nuestro planeta.

  32. TEROR

    Es cierto que se esta formando otra tormenta que afectara a canarias la primera semana de Marzo.Si es cierto a que se debe que en poco tiempo tengamos estos fenómenos atmoféricos sobre canarias. gracias

  33. Pingback: A 1 Tinta » Blog Archive » El día de la tormenta perfecta

  34. Pilgrim

    Nunca lo habia conocido, pero ahora con el CAMBIO CLIMATICO, segun dicen los politicos y los Ecologistas, que no ñlo ponggo en duda, pero mi teoria es otra, desde 1969 que fueron a la Luna o eso dicen, o lanzaron los primeros cacharros o cohetes al Espacio y luego lanzan la basura al Vertedero Espacial, jolin seamos realistas han echado a perder nuestro precioso planeta a perder.

  35. mike

    Lo de la tormenta perfecta es una gilipollez que se han inventado los de la tele para IMPACTAR, para DAR MORBO, porque no hay otra cosa de lo que hablar.

    ¿Es que no se dan cuenta? ¡Parece mentira! Yo es que alucino viendo esto vaya….

    Tanto lío, tanto bombo, tanto morbo y tanta tonteria por un puto dia de viento… Hay cosas mucho mas importantes que contar en las noticias que esto, vamos pienso yo…

    A ver señores, la tele no vale para nada y es mejor no ver nada. Cuando vean que pierden millones ya veran como se ponen las pilas para hacer cosas dignas de ser vistas.

    Este tipo de borrascas pasa de vez en cuando y es 1 día de vendaval y punto. Ya está. Se acabó. No tiene más……

  36. Pingback: ¡Alerta!: Llega una ciclogénesis explosiva o bomba meteorológica « Fuentesdeciencia’s Weblog

  37. Pingback: Borrasca

  38. Pingback: recetas comida sana | El Blog de natural-levante

  39. Pingback: ¡Ciclogénesis explosiva! | Alas de Plomo

  40. Pingback: Ciclogénesis explosiva: la tormenta perfecta | Mentes Curiosas

  41. brujo

    es cierto que se pueden formar tornados precisamente por la diferencia de presion de las capas altas y bajas que originaran esta ciclogenesis?

  42. Pingback: ¿Qué es la ciclogénesis explosiva? | ElReves

  43. jose

    Puedo comprender que sean ustedes científicos y no filólogos hispánicos.
    Pero no se pueden tolerar ciertas faltas de ortografía que cometen, como por ejemplo:”éste” concepto.ESTE ACOMPAÑA A CONCEPTO, QUE ES UN SUSTANTIVO.LAS PALABRAS QUE ACOMPÑAN O COMPLEMENTAN AL NOMBRE SON DETERMINANTES, Y POR LO TANTO NO SE ATILDAN…

  44. Pingback: ¿Qué es una bomba meteorológica o ciclogénesis explosiva? « Noticias Náuticas – Nautical News

  45. Pingback: Anónimo

  46. Daniel Santos-Muñoz

    Ya que no te tengo tan a mano como antes te daré el peñazo por aquí.
    2 cosas sobre la ciclogénesis explosiva.
    1º El término causa “confusión” cuando no risa entre la gente no “técnica” ¿no sería mejor llamarlo generación/intensificación de una baja/borrasca de forma súbita/rápida?
    Uno de los problemas que solemos tener los técnicos es tecnificar el lenguaje y hacerlo poco comprensible, e incluso jocoso para el público general. Recordemos, que la AEMET y otros centros hablan y predicen para público generarlista no para técnicos.
    Los conceptos como DANA, ciclogenesis explosiva, conveyor convectivo u otros similares habría que “suavizarlos” y hacerselos comprender con palabras sencillas.

    2º- Cuando se dice que modelo utilizar en el articulo y dice que el que “Refleje mejor las condiciones iniciales de partida el estado de la atmósfera. Este hecho es CRÍTICO pues las ciclogénesis explosivas se desarrollan en zonas marítimas desprovistas de datos. No todos los modelos reflejan bien estas condiciones. El problema de las condiciones iniciales en los modelos es calro: si se parte con un análisis inicial, erróneo o defectuoso ¿cómo se puede predecir un evento explosivo?”

    Dependiendo del tipo de modelo, sea global o de área limitada, el análisis tendrá una mayor influencia. En el caso de los modelos globales, el análisis es el punto de partida y único dato de entrada al modelo, pero no es cierto que haya menos datos sobre utilizables por el modelo. Teniendo en cuenta que la mayor parte de los datos asimilados por los modelos globales son datos de satélite, existe la misma resolución o mayor sobre mar que sobre tierra. La resolución es mayor porque con los satelites de microondas (p.e. Quickscat) se pueden obtener vientos en superficie en alta resolución a través de la rugosidad de la superficie marina.
    En el caso de los modelos de área limitada, también realizan su propio ciclo de análisis, pero ademas necesitan condiciones de contorno que pueden ayudar a una mejor identificación de los precursores que den lugar al desarrollo rápido de la baja.

    Dani

  47. GyoX

    No entiendo porque comentais que explosivo es sensacionalista para referirse a este tipo de cosas si nos vamos a la rae:
    explosivo, va.

    1. adj. Que hace o puede hacer explosión. U. t. c. s. m.

    explosión.
    4. f. Desarrollo repentino y violento de algo. Explosión demográfica.

    ¿Cómo quereis que se le llame? ¿ciclogénesis brusca? ¿ultra rápida? ¿veloz? yo lo veo un termino, dentro de lo que cabe acertado. El problema es que la gente oye explosivo y se lo toma como si fuese una barbaridad. Pero eso no es problema del significado de la palabra, sino de la incorrecta interpretación y uso de esta. Y gran parte de la culpa, efectivamente, la tienen los medios de comunicación y la falta de interés de la gente en aprender a hablar correctamente el castellano.

  48. Pingback: vooLive.net » Blog Archive » Ciclogénesis explosiva, la guinda del pastel para este invierno

  49. Maria

    Gracias por la información, queria preguntaros en cuanto a los aeropuertos y los vuelos previstos en este tipo de situaciones, cuales son las medidas que adoptan? El próximo sábado llega mi vuelo a Porto desde Brasil y he leido que esa zona estará con una ciclogénesis explosiva en formación, saludos y gracias por la información.

    RAM. Tanto los aeropuertos de salida y llegada, los aviones que vuelan sobre la zona de la ciclogénesis, su paso por dichos aeropuertos,etc., están informdos con datos observados y predicciones específicas para el avión especificamente y los aeropuertos de llegada y salida.

    Los fuertes vientos y rachas en el suelo deben ser evitados en los despeges y salidas por seguirdad. Si no puedes aterrizar en el aeropuerto previsto lo harás en otro alternativo. Los pilotos y controladores tiene experiencia en este tipo de situaciones y sabrán en todo momento qué hacer con los partes y predicciones meteorológicas.

    PD. Respuesta sin valor administrativo u oficial.

  50. malugi

    He oído que para el fín de semana se espera otra ciclogénesis explosiva. En la familia tenemos previsto un viaje y me gustaría saber su opinión

  51. Pingback: De nuevo, fuertes lluvias en Huelva « La Huelva Cateta

  52. Pingback: IES Francisco Asorey » Invernos como os de antes

  53. Pingback: La Tormenta Perfecta | Boletín Informativo de la Sanidad Pública

  54. Pingback: Viento de perros. « La Empanadilla

  55. José Aguilar García

    Me gustaría que alguien me explicara que significan unos simbolos que veo frecuentemente en los mapas de isobaras y precipitación. Estos son unos cuadritos en negro, normalmente en la zona de transición entre cielos nubosos y despejados. El otro signo es una especie de “coma”, frecuentemente sobre el norte de Italia.
    Gracias.
    José Aguilar

  56. Pingback: IES Francisco Asorey » Blog Archive » Invernos como os de antes

  57. Llorenç

    Me pareció leer algún articulo en que explicaba que se trataba de una colisión entre dos frentes uno frió y uno cálido, que por las características de ambos no se ocluían sino que creaban un efecto cizalla que los amplificaba, ¿es eso cierto?, ¿se precisan dos frentes para crear una ciclogenesis explosiva? o es simplemente información pseudocientífica poco fiable.
    Saludos y gracias: Llorenç

  58. Pingback: CPR Eirís » Blog Archive » LA TORMENTA PERFECTA…….?

  59. charly

    Estoy de acuerdo con el comentario nº 21:
    QUOTE
    El adjetivo “explosivo” me parece poco adecuado, demasiado sensacionalista, falto de rigor científico, ahí queda eso.
    UNQUOTE

    Agradeciendo el conocimiento adquirido de la escuela norteamericana creo que determinadas traducciones al castellano incurren en falta de rigor semántico, desvirtuando la definición científica del término explosivo.

    De cualquier modo, descrito y cuantificado el fenómeno como “aquella borrasca cuyo mínimo depresionario la presión baja 24 mb en 24hrs, o menos”; ó bien, como caída de presión a más de 1 mb/hora durante al menos 12 horas (Meteorology & Flight, a pilot´s guide to weather, Tom Bradbury), podemos saber de qué hablamos.

    El problema de la traducción surge en otros ámbitos, como en el caso del incendio de Guadalajara en el que “blow up” es traducido a “fuego explosivo” -incluso con valor pericial- como cajón de sastre donde incluir algunos fenómenos con desenlace fatal, pero sin que la causa-efecto haya sido debidamente descrita y sin cuantificar velocidad de propagación, energía de combustión, etc….

    Bueno, es una opinión de aprendiz.

    Enhorabuena y mil gracias por la gran labor divulgativa.

    Saludos

  60. Pingback: IES Francisco Asorey (Cambados, Pontevedra) » Invernos como os de antes

  61. granfa

    Me ha gustado la explicación, muy asequible para lo poco entendido que soy en esta materia.

    Sólo le pongo dos “pero”:

    1. El adjetivo “explosivo” me parece poco adecuado, demasiado sensacionalista, falto de rigor científico, ahí queda eso.

    2. Cuando se dice que son fenómenos “raros” discrepo porque estos fenómenos, aunque aislados, son recurrentes. Tengo familia en el Norte, tengo más de treinta años y recuerdo unos tres “ciclones” fuertes, lo mismo que las nevadas a pie de playa. Otra cosa es decir que no son regulares, o que se han producido cada “x” tiempo, aproximadamente, o que en los últimos 10 años se han producido un determinado número de veces. Creo que ese enfoque sería bueno para poder compararlos con otros ciclos: meteorólogicos, ciclos solares, cambios de estación…

    Me encanta esta PÁGINA WEB.

    Saludos

  62. Pingback: Blogue de CMC 89 | Ciclogenesis Explosiva=CATASTROFE

  63. Pingback: Halón Disparado » Servicio Público

  64. Julián Chacón

    Creo que no se debe confundir ciclogénesis (que es el conjunto de circunstancias atmosféricas, es decir la causa) con el ciclón, borrasca, huracán o lo que sea, que son los efectos.
    Cierto que cuando tiene lugar una borrasca o un ciclón ha sido consecuencia de una ciclogénesis, igual que cuando hay una explosión ha habido un cúmulo de circunstancias y elementos que bien podría denominarse como igneogénesis o alguna otra palabra.
    Por eso creo que lo correcto, cara al público en general, sería que los medios de comunicación se limitaran a decir simplemente que ha habido una borrasca explosiva, un ciclón, huracán o lo que sea más procedente, y omitir la palabra ciclogénesis, ya que puede producir confusión, como ha sucedido en mi caso.

  65. Abel Hernández

    Muchas gracias por tu artículo, me ha parecido muy interesante.

    Tan sólo una pregunta. Comentas que hay pocos modelos operativos que pueden reproducir con suficiente antelación y eficiencia una ciclogénesis explosiva…¿Cuáles son esos modelos?

    Un saludo

  66. Alberto Pérez 8(Aceniche)

    Enohorabuena, una explicación magistral, a un tema que nos ha tenido con muchas dudas conceptuales.

    Muchas gracias.

  67. Pingback: Blogue guía (blogguia.climantica.org) » Blog Archive » Bombas metereolóxicas

  68. Jesús Goñi

    Las explicaciones de la ciclogénesis explosiva, son muy buenas, detalladas y fáciles de entender, pero me suenan a justificación de quien sabe que ha podido cometer un error. En este artículo, no científico, se comenta que a partir de la 18 UTC del 22 de enero de 2009, es cuando aparecen los primeros indicios de lo despues ocurrido. Pues bien, una agencia de meteorología estranjera,a las 00 UTM del 22 de enero de 2009, emite una previsión para las costas Atlanticas europeas, en las que se marcan vientos huracanados para las costas del norte de la Península Ibérica. Dicen que reconocer los errores no esta mal, y en la AEMET últimamente se están dando varios. ¿Se está trabajando con los modelos más adecuados?

    FML.
    Hola Jesús,
    Gracias por tu email.

    Las notas que escribí el pasado 24 de enero no pretenden ser científicas. Eso lo dejo para estudios posteriores y a quien corresponda. Las líneas que escribí nacieron como consecuencia de las barbaridades mediaticas que oí en algunos medios de comunicación sobre el fenómeno y que me "chiriaban" en la cabeza. Me dije, con los modestos conocimientos que tengo, que tenía que hacer algo.

    Da la casualidad que "he vivido y he estudiado" directamente algunos casos explosivos y especiales, desde el punto de vista meteorológico, profundizando en la interpretación de imágenes de satélite y escudriñando en las potencialidades y debilidades de los modelos numéricos de predicción.

    Desde el día 22 de enero se "veía" en las imágenes de satélite que había señales de que algo singular  estaba ocurriendo en la mitad del Atlántico Norte y algún modelo de predicción operativo daba una señal de que una ciclogénesis "rápida" podría ocurrir. Otros modelos  no daban nada singular para los proximos días.  Frente a la INCERTIDUMBRE inherente a estos y otros fenómenos adversos, hay que esperar y ser prudente.

    Las pasadas posteriores de los modelos comenzaron a alertar de que algo se fraguaba y así se confirmaban las imágenes de satélite. Las cosas empezaban a estar más claras. Los acontecimientos desembocaron en lo que ya sabemos.

    Cada país y sus servicios meteorologicos nacionales tienen PROTOCOLOS DE ACTUACIÓN diferentes y nosostros debemos ajustarnos a los nuestros. Si algún país da un aviso a 4 ó 5 días vista, con la incertidumbre de la predicción, eso  es su problema

    La AEMET ha reconocido sus errores y sus aciertos (NO hablo como portavoz de nada ni de nadie, sólo de mi mismo), cosa que otros no hacen, y ha sido felicitada por muchos estamentos donde no nos ven como "carne de cañon ". Y en esta última situación muchas han sido las felicitaciones.

    AEMET trabaja con los modelos numéricos de predicción operativa QUE MEJOR VERIFICAN OBJETIVAMENTE en el mundo, tanto en modelos deterministas como probabilistas. Y esos modelos siguen siendo no-perfectos.

    El problema está en que muchos piensan  (o no quieren pensar) que la Predicción de la temperie es una ciencia exacta, cuando no lo es. Los errores de predicción, que los hay y habrá,  son reconocidos y se tratan de corregir, pero los fenómenos de alto impacto social siguen siendo un reto para cualquier servicio meteorologico nacional moderno, por suerte y por desgracia.

    Saludos

    Nota. Estas ideas son mías y no tienen que representar a la institución donde trabajo.

       

  69. Eugenio Arenas (RetusPetrus)

    Como siempre, las intervenciones de Nimbus, así como sus artículos son impecables. Felicidades.

  70. Ignacio Meléndez

    Gracias por este artículo tan claro e interesante. Hace tiempo que estoy buscando información sobre las olas gigantes, llamadas también “rogue waves”, que al parecer son enormes olas, de hasta 40 (o incluso 60? metros) que pueden formarse de manera súbita en alta mar, posiblemente asociadas a situaciones meteorológicas como la que explicas. Tal vez podrías aportar alguna información sobre el origen y la dinámica de estas olas.
    Gracias de nuevo. Un saludo

    Nacho

  71. Pingback: La cara amable del temporal « ONEMOREDAY kiteboarding blog

  72. Pingback: ciclogénesis explosiva « Enseñanzas Náuticas

  73. Pingback: Del Espinar a San Rafael por la Senda del Ingeniero. « El Blog de Alakan

  74. Pingback: meneame.net

  75. BEGOÑA QUEREJAZU

    Muchas gracias por la aclaración. Llevamos varios días oyendo en los medios de comunicación el fenómeno meteorológico, pero nadie se ha preocupado por explicarlo ni de manera somera.

  76. José Miguel Viñas

    Te felicito Paco, por el empeño que siempre pones en aclarar todo tipo de conceptos meteorológicos. Lamentablemente, cada vez que el tiempo es noticia leemos y escuchamos barbarides -imprecisiones siendo muy generosos-, fruto de la ignorancia, muy extendida, en materia meteorológica. El primer paso para que esto cambie es que los propios comunicadores tengan la formación adecuada y el interés por modernizar su lenguaje meteorológico.
    En mi opinión, de un tiempo a esta parte se está dando una peligrosa situación intermedia, y es que escuchamos con frecuencia a supuestos “expertos en Meteorología” y a algunos hombres y mujeres del tiempo, hablar de DANAS o de ciclogéneis explosivas con enorme ligereza, sin tener nada claros los conceptos a tenor de las explicaciones que nos brindan. Las carencias no se cubren con un simple cambio de terminología.

  77. ARMIJO

    podrias ampliar mas la respuesta a la pregunta de como se forma una ciclogenesis exposiva y genera una borrasca explosiva. recuerdo que habia una baja sobre el golfo de vizcaya y otra menos profunda en el golfo ed leon ¿estas son las que interrelacionaron? claro. y esta seria una situacion tipica para poder reconocerlas de alguna forma, dos bajas una mas profunda y otra menosa a cierta distancia, que pena que ya no tenga los campos de estos dias. por otra parte hablas de una bajada de 18 mb en 24 h yo navego, ¿estariamos hablando de una bajada de 4 mb en 3 h o la proporción no es esta. ha veces ha bajado el barometro asi y no ha pasado nada. por ultimo con cuanto tiempo se pueden predecir y con que esactitud (hablando de intensidades de viento) en el temporal de sep del 2006 ¿se predijo con antelacion suficiente? en ibiza barcos fondeados en calas lo pasaron canutas

  78. Pingback: Riesgos Naturales » Blog Archive » ... y ahora una ciclogénesis exoplosiva

  79. laprevisiondeltiempo

    Como siempre, gracias Paco por aclarar, divulgar y acercar estos términos al público general evitando así, en parte, el tergiversamiento de la información meteorológica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *