¿Cuánta nieve debe soportar un tejado o una terraza?

La llegada de la nieve en la época de frío siempre es recibida con gran alegría, pero hay algo muy importante a tener en cuenta: en grandes cantidades puede derrumbar construcciones. ¿Cuánta debería aguantar un tejado o una terraza?

Marc Redondo Marc Redondo 11 Nov 2019 - 09:29 UTC
Pueblo nevado
Los arquitectos deben estimar la cantidad de nieve que se puede acumular en tejados y terrazas.

La nieve ha aparecido en España por primera vez este año en cotas bajas, tiñendo el paisaje de color blanco. En cotas más altas la nevada ha sido espectacular. Más de medio metro de nieve decora muchas de nuestras montañas. Todo parece bonito con su llegada, pero cuando los acumulados son tan grandes, puede suponer un gran peligro.

La mayor preocupación, y la más conocida, es el riesgo de aludes. Tal cantidad de nieve nueva, poco compactada, en terrenos tan desiguales, puede llegar a desencadenar un alud a la mínima que algo la desestabilice, sea una racha de viento o un ruido muy fuerte. También puede ocasionar cortes en carreteras, algo que intentan evitar las máquinas quitanieves. Lo que menos gente conoce es el riesgo que supone para los edificios. En gran cantidad su peso podría hacer ceder un tejado entero o una terraza.

El peso de la nieve

Puede que un copo de nieve sea de las cosas más ligeras que conocemos. Además, cuando intentamos coger uno, rápidamente se derrite en nuestras manos. La cosa cambia cuando hacemos una bola de nieve. Más aún cuando esculpimos un gran muñeco. Una gran cantidad de nieve puede llegar a pesar mucho. Sobre todo, si la compactamos.

La cantidad de nieve acumulada en los tejados puede ser un problema. Si cae una gran cantidad de lluvia, el desagüe se encargará de evacuarla. Pero en el caso de la nieve eso no sucede. Cuando está nevando, la baja temperatura impide que la nieve se derrita y se van acumulando kilos. Hasta que no deja de nevar y empieza a subir la temperatura, la nieve no se derrite.

Casa nevada
Hay que tener en cuenta la inclinación de los tejados para calcular el peso máximo de nieve

Es fácil calcular el peso del agua. Un litro equivale a un kilo. Así, sabemos que en una azotea imaginaria de solo un metro cuadrado, si caen 10 litros por metro cuadrado, la terraza, en total, ha llegado a recibir 10 kilos de agua. Pero esos 10 kilos nunca los soportaría la terraza porque existe un desagüe. En cambio, con la nieve sí sucedería porque se iría acumulando.

La nieve tiene una complicación. No hay dos copos iguales. Algunos son más grandes que otros. Además, unos pesan más que otros dependiendo de las condiciones de temperatura y humedad en las que hayan precipitado. Así, solo es posible saber el peso a través de una aproximación obtenida a base de experimentos. Según la Norma Básica de Edificación, la nieve recién caída se estima que pesa 120 kg/m3, la nieve prensada o empapada pesa 200 kg/m3 y la nieve mezclada con granizo, 400 kg/m3 . Porque al granizo le pasa igual que la nieve. Queda atrapada en una terraza hasta que se derrite y se escapa por el desagüe.

Cuánto deben soportar las terrazas y los tejados

A la hora de construir los edificios, tanto si hay un tejado con pendiente como una terraza o azotea horizontal, están especificados los pesos mínimos que deben soportar en caso de nevadas. Pero claro, no es lo mismo un edificio construido en Jaca, que verá seguro la nieve, que uno en Sevilla.

La sobrecarga de nieve que un edificio debe soportar sobre sus superficies horizontales expuestas a la intemperie dependerá de la altitud a la que se sitúe la población. Hay un mínimo de 40 kg/m2 que deben soportar las localidades que se sitúan entre los 0 y los 200 metros de altitud. ¿Por qué? Porque aunque parezca mentira hoy en día, hay posibilidades de que nieve a nivel de mar. Recuerdo cuando era pequeño una de las grandes nevadas que viví en Barcelona. Se acumularon dos palmos de nieve en nuestra terraza de casa. Mi padre nos llamó para pedirnos que regáramos la terraza para derretir la nieve lo antes posible porque sabía lo peligroso que era.

De 201 a 400 metros de altitud, la sobrecarga por nieve tiene que ser de un mínimo de 50 kg/m2, de 401 a 600, de 60 kg/m2. A partir de aquí, cada 200 metros de altitud aumenta en 20 kg/m2. A partir de 1.200 metros de altitud, la sobrecarga será el valor de la altitud divido por 10. Así, una casa construida, por ejemplo, a 3.000 metros de altitud, debe soportar un peso de 300 kg/m2 .

Hasta ahora, hemos hablado de azoteas o terrazas horizontales. El mismo cálculo debería aplicarse a los tejados con pendiente. En el caso de los tejados con una inclinación de más de 60 grados, la sobrecarga de nieve sobre la superficie es cero porque se estima que la nieve resbalará. A menor inclinación, el peso que debe soportar es el producto de la carga que le corresponde a la altitud del pueblo por el coseno del ángulo del tejado.

Todos estos datos se han obtenido de la Norma Básica de la Edificación NBE-AE/88.

Publicidad