La Ciudad Bosque

A las afueras de Liuzhou, en la provincia china de Guangxi, se está iniciando la construcción de la primera ciudad forestal del mundo.

 

 

 


El arquitecto italiano Stefano Boeri ha diseñado una urbe cuyo objetivo es luchar contra la contaminación. Para ello, la primera ‘Ciudad Bosque’ del mundo estará cubierta de vegetación con casi un millón de plantas de más de cien especies distintas y 40.000 árboles que absorberán casi 10.000 toneladas de dióxido de carbono y 57 toneladas de contaminantes y que producirán aproximadamente 900 toneladas de oxígeno al año.

La vegetación está diseñada para recorrer los balcones y los tejados de una serie de rascacielos que abarcan 175 hectáreas a lo largo del río Liujiang, en esta zona montañosa de Guangxi.

Gracias a esta combinación ecológica, la ciudad ayudará a disminuir la temperatura promedio del aire, mejorará la calidad del aire local, creará barreras naturales contra el ruido, generará hábitats para todo tipo de especies y mejorará la biodiversidad de la región.

Además, la ciudad verde será autosuficiente, ya que funcionará con fuentes de energía renovables como la solar o la geotérmica.

En esta ciudad forestal vivirán alrededor de 30.000 personas en una zona totalmente cableada con zonas comerciales y de oficinas, áreas residenciales, espacios recreativos, un hospital y dos escuelas. Se conectará con Liuzhou gracias a una línea rápida de ferrocarril para coches eléctricos.

Los responsables del proyecto calculan que esta futurista y pionera ciudad estará terminada en 2020.

Fundación Aquae promueve la sostenibilidad y la generación de oxígeno, a través de la plantación de árboles a través del proyecto Sembrando O2.

AQUAE http://www.fundacionaquae.org/

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *