tiempo.com

¡Por fin! Inminente temporal con lluvias generales a la vista

Tras el paso de varios frentes muy activos, a partir del fin de semana se descolgará una profunda borrasca en el suroeste peninsular, que dejará lluvias localmente fuertes en algunas zonas.

Si se cumplen las previsiones, las lluvias serán generales y abundantes en casi todo el país en los próximos días.

En lo que llevamos de semana la mayor inestabilidad de ha concentrado en las regiones mediterráneas, especialmente la Comunidad Valenciana, donde en varias poblaciones se recogieron en un par de días cantidades que superaron los 100 l/m2.

¿Luz al final del túnel de la sequía?

En la jornada de ayer se se trasladaron a Galicia, sobre todo, y a la mitad oriental del Cantábrico. También las lluvias han hecho acto de presencia en la provincia de Cádiz y en el centro de la Península, y nevó en todos los sistemas montañosos, con mínimas en los Pirineos y Sierra Nevada por debajo de los -10 ºC

Lógicamente, esas precipitaciones no han resuelto el problema de la sequía, pero de cara a las jornadas venideras el pronóstico es bastante halagüeño en ese sentido, porque se esperan lluvias prácticamente en todo el país.

Actualmente hay una borrasca llamativamente profunda, de gran impacto, próxima a Groenlandia que no nos afecta, y otra al oeste de las islas británicas que, aunque no es tan profunda, está generando frentes que van a llegar a la Península Ibérica, y de hecho ayer entraba uno por el noroeste.

Varios frentes muy activos cruzarán la Península

Esta tarde llegará un nuevo frente que dejará precipitaciones que pueden ser tormentosas en el oeste de Galicia. Predominarán las nubes en el resto del tercio norte, con precipitaciones débiles que se pueden extender a otros puntos de la mitad septentrional. En el resto de la Península y en Baleares estará parciamente nuboso.

Caerán algunas nevadas débiles en el Pirineo occidental y en la Cordillera Cantábrica, mientras que en el norte de Canarias la nubosidad será abundante.Subirán ligeramente las temperaturas, predominando los vientos del suroeste. Soplará levante en el Estrecho y alisios en el archipiélago canario.

Mañana un frente muy activo cruzará la Península, con precipitaciones que podrían ir acompañadas de tormenta en el norte y por el suroeste.

Mañana el sistema frontal irá desplazándose de oeste a este y, en consecuencia, las lluvias se irán extendiendo dese la vertiente atlántica y la mitad occidental de la cantábrica hacia el resto de la Península. Pueden ir acompañadas de tormentas en Galicia, Asturias, Cantabria, Extremadura y el oeste de Andalucía. En las regiones mediterráneas y en Baleares serán débiles y aisladas. Tras el paso del frente se irán abriendo claros en el oeste peninsular.

Descenderán las temperaturas diurnas, excepto en las proximidades del Mediterráneo. Soplarán vientos fuertes en Galicia, litoral cantábrico y en el Pirineo navarro.

El sábado se producirán chubascos en Aragón, Cataluña (pueden ser fuertes en el norte de esta comunidad), Baleares y Melilla, tendiendo a remitir en el transcurso del día al tiempo que llega un nuevo frente atlántico al noroeste peninsular. En el resto predominarán los cielos poco nubosos.

Las temperaturas diurnas bajarán en el noroeste, el noreste y en Baleares, mientras que ascenderán en las demás regiones. Las mínimas descenderán en todo el territorio, excepto en el archipiélago canario. Predominarán los vientos de poniente en la Península y los alisios en Canarias.

Pendientes de una profunda borrasca a partir del fin de semana, ¿será Celia?

El domingo se esperan precipitaciones prácticamente generalizadas en toda España, con excepción de la mitad occidental de Andalucía, el suroeste de Castilla-La Mancha y en los archipiélagos.

Subirán las temperaturas mínimas y bajarán las máximas, excepto en Galicia y en ambos archipiélagos. Predominarán los vientos del sur y del suroeste, rolando a noroeste tras el paso de un nuevo frente. En Canarias seguirán soplando los alisios.

La borrasca se descolgará sobre el suroeste peninsular, y la semana que viene podría desplazarse hacia el Mediterráneo.

Entre el lunes y el martes se formará una borrasca profunda en todos los niveles frente a las costas del oeste peninsular, que se irá desplazando hasta situarse en el suroeste que podría ser catalogada como con gran impacto, y si llega a ser así tendría el nombre de Celia.

Previsiblemente la inestabilidad se mantendrá hasta el fin de semana con precipitaciones en todas o casi todas las regiones, correspondiendo las de mayor intensidad a la mitad oriental, ya que según nuestro modelo esta borrasca podría llegar al Mediterráneo tras cruzar el norte de África.