tiempo.com

Giro radical del tiempo por un inminente tren de borrascas

Tras una recta final de la Semana Santa caracterizada por el ambiente estable y las temperaturas altas, en unas horas notaremos un cambio de tiempo que se traducirá en un descenso térmico generalizado, con lluvias localmente fuertes y nevadas en zonas de montaña.

En los próximos días las precipitaciones afectarán a buena parte del país tras el calor anómalo de los últimos días.

Tras un fin de semana de Pascua en el que la estabilidad y las temperaturas anormalmente altas han sido las protagonistas del panorama meteorológico, todo apunta a que en los próximos días el tiempo dará un nuevo giro radical con la llegada de una sucesión de descuelgues de aire frío que nos traerán de nuevo un importante descenso térmico, lluvias e incluso nieve.

Lunes de Pascua con avisos por calor en Canarias y primeros cambios en la Península

Hoy Lunes de Pascua, festivo en varias comunidades, seguiremos con un ambiente muy suave. Pese a que los valores diurnos bajarán de forma generalizada, excepto en el interior peninsular, todavía hablaremos de temperaturas altas en Andalucía y en el sur de Extremadura, con registros superiores a los 27 ºC. Los valores más altos se esperan en las islas orientales de Canarias, donde podrían alcanzar los 35 ºC en medianías y en el interior.

En las próximas horas ya notaremos algunos cambios debido a que se irá aproximando una vaguada desde el Atlántico. A partir del mediodía el viento rolará a norte en la vertiente cantábrica, donde las lluvias tenderán a extenderse y generalizarse, con nieve en la Cordillera Cantábrica a partir de unos 1200-1600 metros. Por la tarde las nubes crecerán con fuerza en el Pirineo, centro e interior de la mitad este (podrían alcanzar puntualmente el litoral), donde se esperan algunos chubascos y tormentas de carácter irregular.

Bajón térmico, lluvias y nevadas a partir del lunes

Mañana la vaguada se elongará y se intensificará el flujo del norte-noreste en la mitad septentrional. El descenso térmico será notable en casi toda la Península y Canarias. Los valores diurnos bajarán entre 6 y 12 ºC respecto al día anterior, aunque seguirá haciendo bastante calor en la mitad oriental del archipiélago canario, mientras que en el extremo sureste y en Baleares no cambiarán o incluso subirán ligeramente en algunas zonas.

En casi toda la Península se esperan chubascos y tormentas, que serán localmente fuertes en el centro, este y norte peninsular. Tendrán un carácter muy irregular, sin llegar al extremo sur. La cota de nieve se desplomará por debajo de los 1000 metros al final del día en zonas de montaña de la mitad norte. En Canarias el alisio soplará con fuerza.

El miércoles la vaguada estará casi desgajada del chorro, generándose una depresión en altura, mientras que se formará una baja en superficie sobre las Baleares. La inestabilidad se irá trasladando de oeste a este, con chubascos generalizados en la Península Ibérica y en el archipiélago balear, que podrían ser localmente intensos en la vertiente mediterránea. No se esperan en el extremo occidental. En Canarias sí podrían registrarse algunas lloviznas en las zonas mejor orientadas al alisio.

Las nevadas serán de cierta entidad en el Ibérico Norte, Sierra Nevada y en las Béticas, y también en los sectores mejor expuestos de la Cordillera Cantábrica, Pirineos y del Sistema Central. La cota de nieve se situará en torno a los 1000 metros en el norte y entre 1700-1900 en el sur. Las temperaturas seguirán bajando en casi todo el país, y como mucho se alcanzarán los 20 ºC en el litoral mediterráneo y en puntos de Andalucía. En el noreste durante las horas centrales del día estarán de 5 a 10 ºC por debajo de lo normal para las fechas.

A partir del jueves puede llegar otra borrasca

El jueves la borrasca se desplazará al Mediterráneo. Las lluvias afectarán a la mitad este y Baleares, y podrían ser localmente intensas en Cataluña, archipiélago balear y en el sur del Golfo de Valencia. Las nevadas más importantes se concentrarán en el Pirineo, aunque con una cota de nieve que irá subiendo rápidamente. Al final del día llegará un nuevo frente a Galicia. Las temperaturas se recuperarán, y en Murcia se podrían alcanzar los 25 ºC.

Si se cumplen las previsiones, a finales de semana se formará un gran puente anticiclónico entre Escandinavia e Islandia que podría desviar las borrascas hacia la Península.

Para la recta final de la semana existe mucha incertidumbre en lo que respecta a la previsión. Según nuestro modelo de cabecera, se formará un gran puente anticiclónico entre Groenlandia y Escandinavia, lo que podría favorecer que las borrascas circulen más al sur. A partir del jueves todo apunta a que se descolgará una sobre las inmediaciones de la Península, que podría dejar de nuevo un ambiente revuelto en gran parte del país.