StoreWindows10

¿Sabes cómo actuar frente a una tormenta?

Aunque la época de tormentas abarca los meses comprendidos entre mayo y octubre, en los últimos días ya hemos sido testigos de este fenómeno en muchas zonas de nuestra geografía. Ahora que se acerca la primavera, más vale estar prevenido.

Maider Rodríguez Maider Rodríguez 16 Mar 2018 - 11:15 UTC
Pirineos y el Sistema Ibérico son los enclaves en los que más tormentas se registran en la Península.
Pirineos y el Sistema Ibérico son los enclaves en los que más tormentas se registran en la Península.

Las estaciones de transición como la primavera y el otoño son famosas por el tiempo adverso. La diferencia de temperatura entre la superficie terrestre y el océano se empieza a acentuar, lo que da lugar a mucho movimiento atmosférico. Las tormentas son un fenómeno típico de esta época del año y pueden arruinarnos un día en la montaña, una jornada de campo o una boda.

Hoy en día, gracias a los avances tecnológicos, son numerosos los recursos con los que podemos contar en nuestro dispositivo móvil, que registran la actividad eléctrica. La web lightningmaps es una red de detección de rayos en tiempo real, que funciona como una comunidad cooperativa a nivel mundial. Además, existen aplicaciones móviles con mapas de descargas eléctricas y con un sistema de alerta para que no nos cojan por sorpresa. Si, aun así, una tormenta nos pilla desprevenidos y debemos buscar refugio, podemos utilizar una sencilla fórmula para averiguar la distancia a la que nos encontramos de ella.

En primer lugar, tendremos que estar atentos y contar los segundos que transcurren entre que vemos el relámpago y escuchamos el trueno. Ambos fenómenos no suceden al mismo tiempo ya que la luz y el sonido no viajan a la misma velocidad. La luz viaja a 300.000 km/s y el sonido a 343 m/s, variando en función del medio en el que se transmita. Dicho esto, la fórmula es muy simple. Tan sólo tendremos que dividir entre 3, los segundos que han transcurrido entre ambos fenómenos. El resultado será la distancia en kilómetros a la que estamos de la tormenta. Pero, ¿cómo sé si se acerca o se aleja de mi posición? Sencillo. Bastará con realizar el cálculo anterior dos veces. Si la distancia es mayor la segunda vez, eso significará que la tormenta se aleja.

Consejos ante una tormenta

Una vez que una tormenta se nos ha echado encima, toda precaución es poca. Los consejos a tener en cuenta dependerán de si nos encontramos al aire libre, por ejemplo, en el campo (en un ámbito urbano es muy poco probable que nos alcance un rayo) o en el interior de un edificio.

Si estamos en el exterior:

  • No correr. Las corrientes de aire generadas pueden atraer las descargas eléctricas.
  • No resguardarse debajo de un árbol. El árbol actuará de pararrayos, por lo que será más probable que atraiga la descarga.
  • Alejarse de las masas de agua. Bien de un río, un lago, una piscina o el mar.
  • Alejarse de torres de electricidad.
  • No utilizar el móvil. Las radiaciones electromagnéticas pueden atraer los rayos.
  • Si estamos cerca de un coche, entrar en él. Actuará bajo el efecto “jaula de Faraday” evitando que la descarga eléctrica atraviese la carrocería y afecte al interior del vehículo.
  • Permanecer quieto, en cuclillas y con la cabeza hacia abajo.

Si estamos en el interior:

  • Cerrar las ventanas y no generar corrientes de aire.
  • No asomarnos al balcón o a la ventana. Las personas también atraemos las descargas eléctricas.
  • Desconectar los aparatos eléctricos y electrodomésticos. El rayo puede entrar por la línea telefónica, la línea eléctrica o incluso por las cuerdas metálicas de tender la ropa.

Para no exponernos a este peligro, mejor estar siempre bien informados de la previsión meteorológica.

Publicidad