tiempo.com

¡Increíble! Confirman un preocupante récord de 38 °C en el Ártico

La Organización Meteorológica Mundial ha validado un nuevo récord de temperatura registrado en junio de 2020 en el Ártico, y no ha sido el único en los polos. Aquí te contamos la última hora.

Paisaje invernal de la región que alcanzó los 38 °C en 2020.

La Organización Meteorológica Mundial (OMM) reconoció como nuevo récord de temperatura en el Ártico los 38 °C registrados en la localidad rusa de Verkhoyansk durante el 20 de junio de 2020. La temperatura, más propia de zonas subtropicales que del Ártico, se midió en una estación de observación meteorológica durante una excepcional y prolongada ola de calor.

2020, un año de récords de calor

En el verano de 2020, las temperaturas medias en la Siberia ártica fueron unos 10 ºC más altas respecto a los valores medios, y ello alimentó incendios devastadores, provocó la pérdida masiva de hielo marino y fue decisivo para que 2020 fuera uno de los tres años más cálidos jamás registrados.

"Este nuevo récord de temperatura en el Ártico forma parte de una serie de observaciones comunicadas al Archivo de Fenómenos Meteorológicos y Climáticos Extremos de la OMM que constituyen un mensaje de alarma con respecto a nuestro clima cambiante. En 2020 también se registró un nuevo récord de temperatura (18,3 °C) en el continente antártico", declaró el Secretario General de la OMM, el profesor Petteri Taalas.

Una situación preocupante en el Ártico

El Ártico es una de las regiones de todo el mundo donde el aumento de las temperaturas es más rápido, dado que la tasa de calentamiento es más del doble que la media mundial. A raíz de las temperaturas extremas y el cambio climático en curso, un grupo de expertos de la OMM decidió añadir al Archivo de Fenómenos Meteorológicos y Climáticos Extremos una nueva categoría climática: la temperatura más alta registrada en el círculo polar ártico o al norte de esa línea, situada en el paralelo 66,5° N.

El Ártico es una de las regiones donde el aumento de la temperatura está siendo más rápido, con una tasa de calentamiento dos veces mayor a la media mundial.

Verkhoyansk está a unos 115 kilómetros al norte del círculo polar ártico, y la estación meteorológica que posee realiza observaciones de la temperatura desde 1885. Situada en la zona septentrional de la república de Sajá (Yakutia), se encuentra en una región de Siberia oriental que soporta un clima continental extremo rigurosamente seco, donde los inviernos son muy fríos, mientras que los veranos pueden llegar a ser calurosos.

"En definitiva, esta investigación pone de manifiesto el aumento de las temperaturas que se está produciendo en una región del mundo que reviste una gran importancia desde el punto de vista climático. El monitoreo y la evaluación continuados de las temperaturas extremas nos permiten estar al tanto de los cambios que se producen en una región del mundo tan trascendente como el Ártico polar", afirmó el profesor Randall Cerveny, geógrafo experto en fenómenos meteorológicos y climáticos extremos de la OMM.

Las dos regiones polares ahora están representadas en el Archivo gracias a la creación de esta nueva categoría. Desde 2007, la OMM elabora una lista de temperaturas extremas observadas en la región antártica: las regiones polares situadas en el paralelo 60° S o al sur de esa línea, correspondientes a las zonas terrestres, y las plataformas de hielo incluidas en el Tratado Antártico.

Récord de frío en Groenlandia

Además de esta investigación, también se ha confirmado que la temperatura más baja registrada oficialmente en zonas situadas en el círculo polar ártico o al norte de esa línea es de −69,6 °C, valor observado el 22 de diciembre de 1991 en la estación de Klinck, en Groenlandia.