tiempo.com

El febrero más frío en EE.UU. en 30 años. ¿Y el cambio climático?

Estados Unidos ha vivido un febrero inusualmente frío y con varios episodios de nevadas severas repartidas por todo el territorio. Hacía más de 30 años que las temperaturas no eran tan bajas en este mes. ¿Dónde está el cambio climático?

Frío en Texas
Varios estados han sufrido su peor febrero en varias décadas.

Los que hemos estado atentos a las agencias de noticias internacionales hemos podido comprobar lo duro que está siendo este invierno en Estados Unidos. Numerosas nevadas han paralizado varios estados y no por pocos periodos de tiempo. Algunas de las nevadas han sido tan abundantes que han dejado sin luz y electricidad a millones de usuarios durante semanas, como es el caso de Texas.

La NOAA, Oficina Nacional de Administración Oceánica y Atmosférica, acaba de hacer públicos los datos meteorológicos del pasado mes de febrero. Tal y como se suponía, ha sido un mes más frío de lo habitual. Donde se ha notado más ha sido en los estados del centro del país. En ambos extremos, curiosamente, el febrero ha sido ligeramente más cálido respecto los valores climáticos habituales.

Las masas de aire ártico que han descendido de latitud han hecho que la temperatura media del mes de febrero sea la más fría desde 1989. Teniendo en cuenta que se tienen datos desde hace 127 años, este mes quedaría en la posición 19 de febreros más fríos. Por este motivo ha sido tan excepcional.

Los datos en mapas

En el mapa que mostramos a continuación se puede observar cómo los estados del centro y del norte de Estados Unidos son los que han marcado un mes de febrero más frío. Montana, Nebraska, Kansas, Oklahoma, Iowa, Missouri, Arkansas y el norte de Texas marcan el polo frío. Llama la atención el estado de Texas, un lugar que suele tener temperaturas menos extremas.

Mapa de temperaturas medias de febrero de 2021 en Estados Unidos
Diferencia respecto a la media de las temperaturas de este mes de febrero. Fuente: NOAA

Algunas temperaturas mínimas han sido de escándalo. En Minnesota, estado del norte, la noche del 13 al 14 de febrero el mercurio bajó hasta los -45,5 ºC. Y en algunos lugares de Texas durante nueve días la temperatura siempre estuvo en todo momento por debajo de los 0 ºC. Con estos valores, no es de extrañar los récords pulverizados de frío.

Durante el mes de febrero se han superado 62 récords de temperatura mínima y 69 de temperatura máxima en todo Estados Unidos.

En el otro extremo tenemos los estados en los que la temperatura ha sido más alta respecto la media. Por el oeste California, y por el este, Florida, son los dos que más se distancian de los valores climáticos habituales para un mes de febrero.

Cómo encaja esto con el cambio climático

Es en este momento cuando nos encontramos con la trampa a la que recurren a menudo los negacionistas. ¿Dónde está el cambio climático con estas temperaturas tan frías? ¿Es seguro que existe el calentamiento global? El expresidente Donald Trump solía tirar de frases como estas para poner en aprietos a los científicos.

Evidentemente un hecho puntual, como el frío de este mes de febrero, no significa que el calentamiento global retroceda. Es invierno, y en invierno tiene que hacer frío. Estos episodios son completamente normales y que no los hubiera sí sería un auténtico problema. La tendencia de los últimos años en las observaciones sigue apuntando a inviernos cada vez menos fríos, pero esto no quita que de forma puntual la temperatura pueda bajar tanto.

De hecho, la propia NOAA en su informe indica que si se tienen en cuenta los datos del invierno meteorológico de este mismo año, que va del 1 de diciembre al 28 de febrero, se trata del tercero más cálido desde que se tienen datos. Así que el calentamiento sigue y no hay nadie que lo detenga.