tiempo.com

Delta acuáridas y luego perseidas, ¡lluvias de estrellas por doquier!

La lluvia de estrellas delta acuáridas está al caer, y nunca mejor dicho. Entre estos meteoros y las perseidas, que también se acercan, en los próximos días el cielo nocturno nos puede regalar más de un destello. ¡No te las pierdas!

lluvia de estrellas
Primero aparecerán las delta acuáridas, luego las perseidas. Este verano el cielo nocturno nos regala más de un 'diluvio astral'

La lluvia de estrellas delta acuáridas no es la más famosa y brillante del año, pero suele ser una buena apuesta para los observadores y curiosos de la astronomía. En esta ocasión las condiciones no resultan demasiado favorables, de hecho serán parecidas a las del año pasado, llegando su máximo algunos días después del plenilunio.

El origen de las delta acuáridas

Las delta acuáridas provienen del cometa 96p-Machholz que orbita alrededor del Sol cada 5 años, y es en la constelación de Acuario -de ahí su nombre- donde se produce el punto radiante, que viene a ser el lugar desde donde parecen surgir las estrellas fugaces. Las delta acuáridas aparecerán en nuestro cielo en unos pocos días, desde el 12 de julio hasta el 23 de agosto.

Las delta acuáridas son del 12 de julio al 23 de agosto, alcanzando su máxima actividad a finales de este mes, casi coincidiendo con el plenilunio.

El destello que tanto nos fascina se origina cuando los fragmentos del cometa viajan por el espacio y se cuelan en nuestra atmósfera, al igual que ocurre con otras estrellas fugaces. En el momento que entran, comienzan a desintegrarse a velocidades superiores a los 41 kilómetros por segundo, rasgando el cielo y dejando esas líneas incandescentes tan bonitas y efímeras.

¿Cuándo son y desde dónde las podremos ver?

En las noches del 28 al 30 de julio las delta acuáridas alcanzarán su pico máximo. Aunque son bastante "tímidas", se esperan alrededor de 25 meteoros por hora, una tasa de actividad más baja que en el hemisferio sur. Serán más fáciles de ver y "cazarlas" pasada la medianoche, sobre las 02:00 am, cuando su punto radiante esté más alto en el cielo y este último se encuentre lo más oscuro posible, a pesar del estado de la Luna.

Aprovechando que no hay toque de queda y las restricciones son menores, cualquier mirador, montaña, punto alejado de la ciudad o, en definitiva, lugar con el firmamento oscuro puede ser un lugar idóneo para disfrutar de este 'diluvio astral'. Se recomienda llegar al lugar elegido entre media y una hora antes de comenzar la observación del espectáculo, así daremos tiempo a nuestra vista para que se acostumbre a las condiciones de luminosidad.

Las teloneras de las perseidas

La delta acuáridas es una lluvia de estrellas muy prolongada y, además, desde el 17 de julio compartirá el cielo con las perseidas, las más populares y conocidas como 'lágrimas de San Lorenzo'. Para determinar si se trata de unas o de otras, basta con observar el movimiento de los meteoros: si el destello procede del norte se trata de las perseidas, porque las delta acuáridas aparecen desde el sur.

La lluvia de estrellas perseidas o "Lágrimas de San Lorenzo" empezarán el 17 de julio y alcanzarán su pico máximo el 12 de agosto.

Las perseidas serán visibles desde todo el hemisferio norte en pleno verano y su tasa de actividad será mucho mayor, alrededor de 200 meteoros por hora. Su alta actividad, junto con las condiciones atmosféricas favorables para su observación durante el verano, hace de las perseidas la lluvia de meteoros más popular y fácil de observar de todo el año, aunque nos tocará esperar hasta agosto para ver su pico máximo y conocer un poco más sobre ellas.