La semana empieza con DANA y tormentas, ¡y podría acabar igual!

En las próximas horas las tormentas serán intensas en muchos puntos del norte y este peninsular, debido a un embolsamiento de aire frío en las capas altas de la troposfera. El sábado podría llegar otro.

Juan José Villena Juan José Villena 08 Jul 2019 - 11:33 UTC
Mammatus
Mammatus ayer en el atardecer de la ciudad de Zaragoza. Foto de Anabel Pérez.

En las próximas horas, tal y como se dice en el argot futbolístico, el embolsamiento de aire frío se va a meter hasta la cocina. Ese que lleva días en el Atlántico, al oeste de Portugal. Ahora mismo el núcleo más gélido está adentrándose en Extremadura y a lo largo de la tarde irá sobrevolando el interior peninsular, hasta llegar caída la noche a Aragón. En el flanco delantero y norte se dispondrán las tormentas más intensas. Muchas irán acompañadas de granizo grande, fuertes rachas de viento y lluvias intensas, sobre todo en Castilla y León y el Sistema Ibérico. En estas zonas la AEMET ha decretado avisos naranjas -riesgo importante- debido a los fenómenos tormentosos, que podrán dejar hasta 30 litros por metro cuadrado en una hora y 80 l/m2 en apenas medio día.

A partir de las horas centrales podrá llover en muchos puntos del tercio este y mitad norte peninsular. Cualquier tormenta podrá ser virulenta, aunque aparezca al margen de las zonas nombradas de mayor riesgo. En el cuadrante suroeste de la Península y en los archipiélagos predominarán los claros. Las temperaturas bajarán en todo el país, excepto en las islas, donde no mostrarán cambios.

Mañana será un día de transición

Mañana la Depresión Aislada en Niveles Altos (DANA) ya estará en la vertical de Cataluña y así los chaparrones quedarán concentrados en el cuadrante noreste peninsular. Los chubascos tormentosos serán fuertes a primeras horas en el Cantábrico oriental y Pirineos; en terreno catalán aguantarán las tormentas el resto del día y algunas aún irán acompañadas de granizo. En el resto predominarán los claros y las temperaturas empezarán a remontar.

A partir del miércoles, atentos a una segunda DANA

En la jornada del miércoles se desprenderá del chorro polar una nueva DANA y acabará merodeando la isla de Madeira hasta el sábado. Mientras ande por allí, en la Península y Baleares predominarán los grandes claros y las temperaturas irán subiendo, además de forma notable. El viernes muchos observatorios del interior peninsular quedarán entre los 35 y 40 ºC. Solo se divisarán nubes en Pirineos, que descargarán algunos chubascos de media tarde, y en el norte de las islas Canarias de mayor relieve, donde se podrán registrar lloviznas.

Aún hay mucha incertidumbre, pero parece que de cara al fin de semana el embolsamiento de aire frío irrumpirá en la Península Ibérica y dejará una nueva tanda de chubascos tormentosos en el interior, que el domingo podrían desplazarse al noreste peninsular. Todo esto aún es mucho suponer, habrá que esperar unos días para hacer una predicción más fiable.

Publicidad