Una mujer herida grave al ser alcanzada por un rayo en Barcelona

Ayer las tormentas descargaron en Cataluña 1694 rayos nube-tierra, según Meteocat. Uno de ellos impactó con una mujer en Sant Antoni de Vilamajor, ahora ingresada en estado grave.

Juan José Villena Juan José Villena 18 Jul 2019 - 12:19 UTC
tormenta Barcelona
Foto de la tormenta que ayer afectó la provincia de Barcelona, desde Sant Quintí de Mediona. Por Xavi Navas.

Ayer por la tarde una mujer fue alcanzada por un rayo en la localidad barcelonesa de Sant Antoni de Vilamajor, según ha informado Protección Civil. Los servicios sanitarios trasladaron a la víctima rápidamente al hospital de la Vall d’Hebron de Barcelona, donde ahora está ingresada con pronóstico grave.

El incidente se produjo en plena tormenta severa. Los primeros cumulonimbos aparecieron en el Pirineo catalán adentrado el mediodía y después, con el paso de las horas, se fueron desplazando hacia el sureste custodiados por otros nuevos, que iban desarrollándose en la Cataluña Central. A las siete de la tarde los nubarrones alcanzaron los 12 kilómetros de altura, trazando bases oscuras, en forma de arcus, que fueron el objetivo de fotos y vídeos que inundaron las redes sociales.

Los testimonios daban fe de la virulencia de la tormenta, que pronto derivó en un goteo de registros importantes de lluvia, viento e incluso de pedrisco. Los acumulados de precipitación más relevantes se dieron en el Bages, el Baix Llobregat y el Vallés Occidental, según Meteocat. El chaparrón, en cuestión de 30 minutos, descargó 29.8 litros por metro cuadrado en Sant Llorenç Savall, 27.7 l/m2 en Montserrat y 26.4 l/m2 en Castellnou de Bages.

La cortina llegó acompañada por un auténtico vendaval, con rachas de hasta 101 km/h en el Observatorio Fabra, 93 km/h en Sant Romà d’Abella y 88 km/h en Organyà. Numerosos árboles fueron derribados, también hubo daños en el mobiliario urbano, y los problemas en las carreteras se multiplicaron en horas de máxima afluencia de tráfico. Protección Civil entre las seis de la tarde y las 11 de la noche recibió 527 llamadas debido a 345 incidencias derivadas de la tormenta.

3163 rayos nube-tierra

La XDEE (siglas en catalán de la Red de Detección de Descargas Eléctricas) detectó hasta 3163 rayos nube-tierra, y 1694 cayeron en territorio catalán. Uno de ellos impactó en el aparcamiento de Can Sauleda saldándose con la mujer herida. Este fenómeno meteorológico se considera uno de los más peligrosos, no obstante, ser golpeado por uno de ellos requiere de mala fortuna y/o de una situación muy concreta: convertirse en el punto más sobresaliente de un espacio con pocos relieves. La probabilidad de ser alcanzados por un rayo es de 1 entre 3 millones, pero más vale no tentar a la suerte.

Publicidad